eldiario.es

Menú

Los sindicatos dicen que "los recortes no han terminado"

BILBAO

Los sindicatos convocantes de la huelga general en Euskadi y Navarra advierten de que "los recortes no han terminado" y han asegurado que, ante la actual situación, "sólo cabe desobedecer". En este sentido, han reclamado "un gobierno que se ponga al frente de este plante" y han preguntado a los partidos si van a "apoyar el empobrecimiento social hasta el suicidio político".

- PUBLICIDAD -

BILBAO, 26 (EUROPA PRESS)

Manifestación en Bilbao, en la huelga general

Manifestación en Bilbao, en la huelga general

Los sindicatos convocantes de la huelga general en Euskadi y Navarra advierten de que "los recortes no han terminado" y han asegurado que, ante la actual situación, "sólo cabe desobedecer". En este sentido, han reclamado "un gobierno que se ponga al frente de este plante" y han preguntado a los partidos si van a "apoyar el empobrecimiento social hasta el suicidio político".

Miles de personas se han manifestado por las capitales vascas, secundando la convocatoria de los sindicatos ELA, LAB, ESK, STEE, Hiru, EHNE, CGT y CNT, junto a diversos colectivos sociales. Los principales dirigentes sindicales ha encabezado la marcha de Bilbao, que ha partido de la Plaza Moyúa sobre las doce y media del mediodía con el lema 'Euskal Herrian, murrizketarik ez (En Euskal Herria, no a los recortes). Por los derechos laborales y sociales'.

Los manifestantes han completado el recorrido coreando lemas como 'Huelga general', 'No a los recortes' o 'La lucha es el único camino'. La marcha ha concluido en la plaza del Sagrado Corazón, con las intervenciones de los secretarios generales de los sindicatos, que han sido seguidas por los participantes a lo largo de la Gran Vía a través de altavoces instalados en el recorrido.

En su intervención, el secretario general de ELA, Adolfo Muñoz, ha reivindicado que, "sin ejercicio social", no se va a producir "ningún cambio" y ha cuestionado si "hay un poder ideológico alternativo a lo que está imponiendo la derecha política y económica".

En este sentido, ha insistido en que "esto no se solventa pidiendo un referéndum a Rajoy" porque "no lo va a hacer", ni "consultando a nuestra gente" porque "ya sabemos lo que opina".

Muñoz ha censurado que se está "deshumanizando el trabajo" y se está "hundiendo la economía real" porque "no hay crédito ni se le espera, el paro crece y va a crecer más, la recaudación fiscal cae y va a caer más".

"Ahora nos vienen con el rescate, un dinero que prestan los especuladores, entra por una puerta y sale por otra, para pagar a la banca internacional. Nos obligan a pagar intereses y nos ponen condiciones sociales inaceptables", ha criticado.

Asimismo, ha denunciado que la patronal considera que "la destrucción de la economía real es un daño colateral del apoyo al mundo financiero" y le preocupa que "se reduzcan los gastos corrientes, el gasto social, para pagar menos impuestos y atacar los salarios". "No le podemos dar legitimación social a esta patronal", ha reclamado.

Ante esta situación, el responsable de ELA ha preguntado a las distintas formaciones políticas si van a "apoyar el empobrecimiento social hasta el suicidio político" porque "al capital le trae sin cuidado".

"En el Estado español se ha construido un sistema piramidal cuasi perfecto, han convertido la deuda privada de los bancos en pública para que los paguemos con recortes sociales, han reformado la Constitución para que la prioridad de los presupuestos sea el pago de la deuda, han hecho una ley de estabilidad presupuestaria para obligar a todas las administraciones qué déficit público van a tener, teniendo la fiscalidad completamente trincada...", ha denunciado.

A su entender, en este contexto, "sólo cabe desobedecer" porque "no hay alternativa a este montaje estructural". En esta línea, ha defendido que "sólo la desobediencia va a dar credibilidad a la alternativa política" y ha reivindicado que "lo social entre en la alternativa política". "¿O tampoco toca ahora?", ha cuestionado, pidiendo que "los parlamentos peleen por los derechos laborales y sociales".

En caso contrario, ha destacado, el próximo 21 de octubre, fecha de los comicios vascos, "se elegirá al lehendakari que aplique los recortes" que plantee Mariano Rajoy.

ANOREXIA DEL AUTOGOBIERNO

Por su parte, la secretaria general de LAB, Ainhoa Etxaide, ha criticado que, "reforma tras reforma", se está "imponiendo una dictadura" en la que los gobiernos "someten a la sociedad".

En este contexto, ha augurado que la presentación de los nuevos presupuestos generales conllevará el anuncio de "nuevos recortes" porque, "con o sin rescate, con o sin intervención, los recortes no han terminado y van a seguir siendo igual de graves".

Etxaide ha cuestionado si "hay alguien que, de verdad, a estas alturas puede pensar que el capital va a renunciar en ningún momento a sacar el máximo beneficio posible de esta situación". "¿Puede haber alguien tan imbécil en los gobiernos como para pensar que los especuladores en algún momento van a decir que ya tienen suficiente y que hay que invertir en economía real?", ha preguntado.

En su opinión, "no puede haber nadie tan imbécil, lo que hay es demasiada gente con el proyecto que se nos está imponiendo", por lo que "esto sólo se para si nos plantamos" y se dice que "los recursos públicos se tienen que depositar al servicio de la sociedad" y que la patronal debe "basta ya" de recortar derechos y que "es hora de devolver todo lo que se ha robado y lo tienen guardado en paraísos fiscales".

Por ello, ha preguntado si, en las instituciones vascas, "hay algún gobierno dispuesto a asumir y de verdad cumplir con esa responsabilidad".

La responsable de LAB también ha advertido de que "mañana se nos va a imponer una autoridad fiscal", con la que se van a "cargar la ya anoréxica capacidad de autogobierno del marco estatutario". "Hay que plantarse ya. Cuanto más tarde nos plantemos, mayores dificultades habrá para darle la vuelta a la situación", ha asegurado Etxaide, que ha reclamado "un gobierno que se ponga al frente de este plante" que cuenta con "el respaldo social".

Finalmente, ha advertido al presidente de Confebask, Miguel Ángel Lujua, que los sindicatos no renunciarán al derecho de huelga y ha subrayado que "mejor iría con trabajo, empleo digno, días de descanso, y prestaciones sociales suficientes".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha