eldiario.es

Menú

Greenpeace deposita los 50.000 euros para mover el 'Arctic Sunrise' de Lanzarote

La portavoz de la asociación informó de que están a la espera de los trámites burocráticos para poder sacar el barco del puerto

Tatiana Nuño ha resaltado que Greenpeace continuará mostrando "el más profundo rechazo al actual sistema energético que está imponiendo el Ministerio de Industria"

La activista ha recordado que los abogados de la organización ecologista ya trabajan en recursos por la acción del Gobierno español

- PUBLICIDAD -
La portavoz de Greenpeace, Tatiana Nuño, en la concentración que la organización ecologista convocó este martes en la Delegación del Gobierno en Las Palmas de Gran Canaria. Efe.

La portavoz de Greenpeace, Tatiana Nuño, en la concentración que la organización ecologista convocó este martes en la Delegación del Gobierno en Las Palmas de Gran Canaria. Efe.

La organización ecologista Greenpeace ha depositado este martes el aval de 50.000 euros para mover su barco Arctic Sunrise del puerto de Arrecife (Lanzarote), donde está retenido después de su incidente con la Armada española en la zona donde la compañía Repsol investiga si hay hidrocarburos.

En medio de una protesta ciudadana ante la Delegación del Gobierno en Canarias, que ha sido secundada por algo más de una treintena de personas, la portavoz de Greenpeace Tatiana Nuño ha dicho que el Ministerio de Fomento no está dispuesto a rebajar el aval ni a frenar el proceso administrativo por el que pide multas de hasta 300.000 euros.

"Greenpeace ha decidido depositar el aval para poder seguir con sus campañas, ya que este proceso podría retrasarse hasta más de un mes y, cada día que el barco está parado en puerto, no podemos seguir defendiendo el medioambiente, que es nuestro derecho y principal causa, por lo que llevamos luchando más de 30 años en España y 40 a nivel internacional", ha explicado Nuño.

La activista ha informado de que el aval ha sido depositado en la mañana de este martes y que ahora están a la espera de los trámites burocráticos que permitan sacar de puerto el Arctic Sunrise.

En ese sentido, Nuño ha desvelado que el barco ecologista tomará rumbo a Valencia para apoyar a 17 compañeros que se enfrentan "a una pena de dos años y ocho meses de cárcel por una acción que se desarrolló en el año 2011 en la central nuclear de Cofrentes", en la que se escribió 'peligro nuclear'.

A su juicio, esto es "una nueva manera en la que el Gobierno demuestra como ayuda y apoya a las grandes empresas y corporaciones y, por el contrario, impide que Greenpeace siga con su derecho a defender el medioambiente, como dicta el artículo 45 de la Constitución".

Según Tatiana Nuño, Greenpeace seguirá denunciando la actuación del Ejecutivo español el pasado 15 de noviembre, que, ha reiterado fue "totalmente desproporcionada".

"Nosotros defendemos los intereses de los ciudadanos y lo que queremos es frenar el cambio climático y desarrollar un sistema energético basado plenamente en las energías renovables", ha subrayado.

Nuño ha resaltado que Greenpeace continuará mostrando "el más profundo rechazo al actual sistema energético que está imponiendo el Ministerio de Industria y, también, a las prospecciones petrolíferas en aguas próximas a Canarias".

La activista de Greenpeace ha recordado que los abogados de la organización ecologista ya trabajan en recursos por la acción del Gobierno español "tan agresiva", después de "dictar una zona de exclusión de navegación marítima en aguas internacionales".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha