eldiario.es

Menú

Greenpeace detecta niveles altos de arsénico y mercurio en los lodos del vertido

MADRID

La organización ecologista Greenpeace ha criticado al gobierno de Hungría, al que acusa de "ocultar el contenido tóxico del lodo a las víctimas y al público en general" tras detectar niveles "muy elevados" de algunos compuestos tóxicos en los lodos del vertido tóxico de una balsa de aluminio en el oeste del país.

- PUBLICIDAD -

MADRID, 8 (EUROPA PRESS)

Greenpeace detecta niveles altos de arsénico y mercurio en los lodos del vertido

Greenpeace detecta niveles altos de arsénico y mercurio en los lodos del vertido

La organización ecologista Greenpeace ha criticado al gobierno de Hungría, al que acusa de "ocultar el contenido tóxico del lodo a las víctimas y al público en general" tras detectar niveles "muy elevados" de algunos compuestos tóxicos en los lodos del vertido tóxico de una balsa de aluminio en el oeste del país.

La organización ha presentado en Viena los resultados de un análisis de muestras de lodo rojo recogidas el martes en las zonas afectadas por el vertido, que revelan que en particular la concentración de arsénico y mercurio es "muy elevada".

Concretamente, denuncia que la concentración de arsénico es "aproximadamente el doble de lo habitual" en este tipo de lodos, lo que provoca, según el químico de Greenpeace Herwig Schuster, un "riesgo adicional a largo plazo para los ecosistemas, por su presencia en el agua potable".

"¿Por qué tiene que ser Greenpeace quien informe a las víctimas y al público sobre los peligros del lodo?", lamenta Schuster, que supone que el Ejecutivo húngaro sabe "a estas alturas exactamente lo que hay en el lodo".

"El primer ministro Viktor Orban, tiene que poner toda la información disponible sobre la mesa y exigir a la empresa y a sus propietarios que indemnicen por todos y cada uno de los daños y perjuicios que han provocado a las víctimas y en el medio ambiente", insiste la ONG.

50 TONELADAS DE ARSÉNICO

Greenpeace recogió las muestras en Kolontar, un día después de la catástrofe, y las envió a la Agencia Federal de Medio Ambiente de Austria, en Viena y al laboratorio Balint, en Budapest.

El resultado del análisis de la citada agencia federal detectó 110 mg/kg (miligramos por kilogramo o parte por millón (ppm) de arsénico, 1,3 mg/kg de mercurio y 660 mg/kg de cromo.

En este sentido, la organización señala que, teniendo en cuenta el volumen total de lodo vertido, se habrían liberado al medio ambiente "50 toneladas de arsénico".

En el análisis del agua de un pequeño canal en Kolontar, realizado por el laboratorio húngaro se han detectado 0,25 miligramos por litro de arsénico, que es "25 veces superior al límite recomendado" por la Organización Mundial de la Salud en agua potable.

De este modo, explica que el arsénico es tóxico para las plantas y los animales y puede acumularse en tejidos de seres vivos, además puede provocar daños en el sistema nervioso, sobre todo en invertebrados y seres humanos.

Mientras, el mercurio puede entrar en la cadena alimentaria, especialmente a través del pescado, también puede acumularse y, como el arsénico, puede causar daños en el sistema nervioso. Cuando se encuentran en un pH elevado, como el que presenta el lodo rojo, estos contaminantes se encuentran relativamente bien adheridos y es más difícil que se liberen al medio, sin embargo, con la disminución del valor del pH (como está ocurriendo en los ríos) se produce un efecto de dispersión por el entorno.

(EUROPA PRESS INTERNACIONAL)

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha