eldiario.es

Menú

Desvencijada Dirección General de Bienestar Social

AQUELLO, SEÑORAS Y SEÑORES, NO HAY POR DÓNDE COGERLO

Hay que ver de lo que se entera uno a poco se menea un poco el endeble árbol del Bienestar Social del Gobierno de Canarias. La publicación en este periódico del informe sobre el grado de aplicación de la Ley de Dependen

- PUBLICIDAD -
Araceli Sánchez Gutiérrez, directora general de Bienestar Social.

Araceli Sánchez Gutiérrez, directora general de Bienestar Social.

Hay que ver de lo que se entera uno a poco se menea un poco el endeble árbol del Bienestar Social del Gobierno de Canarias. La publicación en este periódico del informe sobre el grado de aplicación de la Ley de Dependencia y la vergüenza nacional en la que hemos vuelto a quedar sumidos, nos ha servido para indagar y, de paso, conocer, algunas crudas realidades de esa Dirección General de Bienestar Social, responsable, por decirlo de alguna manera, de éste y otros asuntos de aspectos vitales para la ciudadanía. De entrada, sepa el respetable que la directora general de Bienestar Social tiene alergia a viajar a Gran Canaria. Entendemos que ese debe ser el motivo por el que doña Araceli Sánchez Gutiérrez, que así se llama esta buena señora, que lleva en el cargo desde la anterior legislatura, no pise Gran Canaria salvo causas de fuerza mayor. La agenda de citas pendientes es de más de seis meses, y los documentos para la firma hay que enviarlos a Tenerife por valija todos los días.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha