eldiario.es

Menú

La visión futurista catalana por Miguel Ángel González Suárez

- PUBLICIDAD -

El crecimiento ha sido espectacular, es la zona que más se ha desarrollado turísticamente. En el periodo 2000-2007 ha aumentado en su haber, 6 millones de turistas, cerrando 2007 con 15,2 millones. Le siguen, pero a bastante distancia, Baleares y Canarias. El fenómeno es digno de estudio. Tenemos claro que no ha sido casual, ni fortuito. Cataluña lleva trabajando intensamente desde finales de los años 80 con el objetivo de posicionarse, como uno de los mejores destinos turísticos del mundo, y los datos lo van corroborando. Siempre a la vanguardia cuando han oteado oportunidades, no han perdido ni un instante en acariciarlas; sin ningún tipo de complejo. Han implementado estrategias de futuro y la política, los políticos, los partidos, los entes empresariales y en general la ciudadanía, habitualmente trabajan bajo un mismo trazado de actuación.

Cuando se pusieron de moda las low cost, ahí estuvieron ellos, sin perder ni un minuto y convirtieron los aeropuerto de Girona y Reus en estratégicos, sin dejar de mimar el de Barcelona. Cuando hubo que tener un gran parque temático no dudaron en construir uno de los mejores del país; y no hablemos del progreso conseguido en su puerto, base de cruceros para todo el Mediterráneo y punto de partida desde Europa al Atlántico, y el intenso trabajo en marinas deportivas náuticas por toda la costa. Cuando desearon acercar el destino a los potenciales turistas introdujeron el AVE y todo esto sin tener algo tan importante como es un clima ideal durante todo el año, como en Canarias.

Durante este tiempo han apostado por el consenso entre todos los sectores. De esta forma, se han adecuado a las nuevas exigencias y condiciones del mercado, así como han consolidado un sistema turístico competitivo y sostenible orientado al incremento de los beneficios sociales y económicos. Poseen un modelo turístico integrador y bien definido que tiene por esencia marcar las líneas a seguir hacia la competitividad y la excelencia.

Durante 2008 han sucedido muchísimas cosas en este planeta y en concreto en nuestro país. Pinchó la burbuja inmobiliaria, se ha unido la crisis del sector crediticio internacional, la subida de los precios del petróleo y de otras materias primas, el desplome de los mercados de valores? Generando una reducción en el consumo, y al final un parón en las actividades. Esto ha producido un descenso del 2,6% en la entrada de turistas a nuestro país y una reducción del 6,7% en Cataluña, aunque sigue estando con diferencia en primera posición.

Y sin embargo y a pesar de todo, no han parado de trabajar, no se han desanimado, no se han deprimido y siguen haciendo correcciones en sus políticas, para que los impactos negativos de esta crisis, les salpique lo menos posible, ¡envidia me da!

A Cataluña podemos llegar por carretera, en avión, en tren, en barco? casi nadando o quizás mejor andando y sin embargo han querido llegar aun más lejos?

Tengo la convicción que para Canarias es fundamental y estratégico el sector aeronáutico y el de la touroperación, así lo he manifestado en diferentes foros desde hace varias décadas. Ahora comprendo lo que es predicar en el desierto. En mayo de 2007, escribía un artículo que relataba, las dificultades que estaba pasado la compañía Spanair. A finales de junio sus propietarios, el grupo SAS la ponía a la venta. Y tras un amplio estudio, el que suscribe proponía a los entes públicos y privados en Canarias, trabajar la posibilidad de tener un control parcial o total de esta compañía aérea. Para este archipiélago era esencial, si se querían mejorar los guarimos. Spanair era la segunda mayor compañía aérea española, transportado en 2006 a 10,7 millones de pasajeros. Por lo que pude deducir de las conversaciones con los empresarios canarios, observé miedo, ya que no conocían este negocio; históricamente sólo se han dedicado al alojativo; los entes gubernamentales, también les temblaba el pulso. Pasó el tiempo y mientras tanto en Cataluña, los políticos abanderaban una operación de compra, con el apoyo de los empresarios. La Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona han liderado conjuntamente con varias instituciones semipúblicas y un grupo de empresarios la operación de compra. Esto ha supuesto una nueva victoria para el establishment catalán.

Una de las misiones estratégicas es convertir al Prat en un gran centro de conexiones intercontinentales, un gran hub, como lo es Fráncfort, Londres o Madrid. Con esta maniobra se intenta convertir este punto geográfico de Europa en un puente con Asia, todo pasando obviamente por la descentralización de la gestión. El diseño de la operación es el siguiente: el fondo de inversión Catalana d'Iniciatives (participado por la Generalitat, el Ayuntamiento y socios privados) ha creado una sociedad ad hoc a la que se incorporan el consorcio Turismo de Barcelona, Fira de Barcelona y un grupo de empresarios que contará, con el apoyo financiero del Instituto Catalán de Finanzas. Este grupo se ha hecho con el 80% y restante 20% se lo reserva SAS. La compra ha costado 1 euro, aunque los compradores asumen una ampliación de capital de 100 millones. SAS se queda con la deuda de 400 millones y pondrá 50 millones más, a la vez que asumirá cualquier responsabilidad derivada de la catástrofe de Barajas. La operación ha sido casi perfecta.

El tiempo nos dirá más y mientras tanto aquí seguimos los canarios, en Canarias; estancados desde el año 2002, ¡tremendo pero cierto! ¡¡Enhorabuena Canarias!!

(*) Miguel Ángel González Suárez es miembro del Consejo Canario de Turismo.

Miguel Ángel González Suárez *

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha