eldiario.es

Menú

20 grados a la derecha

- PUBLICIDAD -

Ha pasado el Congreso de Coalición Canaria. Un quinto congreso que ha acabado peor que a la búlgara, que ha acabado con muchos interrogantes abiertos y con un partido con rumbo a la deriva en la búsqueda de su San Borondón inencontrable.

¿Será Barragán el sucesor del paulinismo político en 2015, o asistiremos a una reedición de Saturno devorando a sus hijos?

¿Aparecerá un tapado ex novo o la diputada Oramas se aferrará al criticismo para plantear batalla?

El partido se diluye cual azucarillo en aguardiente... Perdón, la coalición... Y no precisamente por cuestionamientos ideológicos de máximos que lo harían comprensible. Por hacerse independentistas se entendería una división, pero por lo acontecido... Y ya se sabe... La avaricia rompe el saco... La ponencia estatutaria se fue hasta las tantas ante la deriva de los acontecimientos en la madrugada del sábado al domingo...

355 votos contra 485 para elegir al "nuevo-viejo liderazgo"... Si tan sólo 66 compromisarios hubiesen cambiado el sentido de su voto secreto se habría escrito la historia jamás contada de cómo se perdió un congreso que se creía ganado antes de ser.

Mientras Coalición Canaria se debatía en la entropía, Grecia también, y con ella el Euro y el Estado español, que ya ni es Estado ni es España... Todos ellos escenarios en los que ya se carece, si es que alguna vez lo habido, de un proyecto sustantivo común. Si Ortega levantara la cabeza se volvería a sumir en el sueño de lo eterno...

La prima de riesgo sigue disparada ( a ver que dicen ahora Montoro y Rajoy, pues ya no tienen el escudo de los griegos) y cerró el lunes en 575 puntos básicos, con un diferencial del bono español a diez años respecto al alemán del 7,16%... El FMI nos pide recortar lo que ya no tenemos, y el G20 idem de idem...

Apunta Krugman que " la ambición de la derecha no tienen límites... ".

Pues bien, en la ponencia estatutaria que llegó al Congreso nacionalista se describía al símbolo de Coalición Canaria como orientado "20 grados hacia la derecha"... Da igual el resultado final del debate... Siguen los mismos, y lo que creen, su núcleo duro de intereses "priistas", no ha cambiado en nada...

El verbo renovar ideas, proyectos, personas, eficiencia, eficacia, y gestión no se ha conjugado esta vez, como tampoco tantas otras veces.

La ponencia estatutaria presentada citaba al fallecido Steve Jobs como corolario, en una cita surrealista y esperpéntica que hablaba de hacer muescas en el universo...

Más de uno debería también leer a Krugman.

Y nos sigue diciendo el Premio Nobel de Economía: "Primero hay una promesa. Después la promesa no exuste. Después vuelve a haber una promesa, pero sólo hasta que se distraiga otra vez"...

¿No nos suena de algo esta película?

José Carlos Gil Marín

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha