eldiario.es

Menú

Ray Lichtenstein, entre el Pato Donald y Laocoonte

UNA EXPOSICIÓN RECORRE LA OBRA DEL ICONO DEL POP AMERICANO

- PUBLICIDAD -

Roy Lichtenstein: de principio a fin es el título de la exposición que presenta la Fundación March de Madrid, hasta el 20 de abril, y que incluye una selección de 97 obras realizadas entre 1966 y 1997 por uno de los máximos exponentes, junto con Andy Warhol, del arte Pop americano. Organizada en colaboración con la Roy Lichtenstein Foundation de Nueva York y comisariada por Jack Cowart, esta muestra ofrece, por primera vez, una visión completa e inédita de las diferentes etapas del proceso de trabajo del artista.

Las obras proceden, en su mayoría, de colecciones privadas, y de instituciones como la Roy Lichtenstein Foundation, Nueva York; la colección Eli y Edythe L. Broad, Los Ángeles; Mitchell-Innes & Nash, Nueva York,... y muestran escenarios interiores y exteriores que revelan sus fuentes culturales: personajes populares del mundo del cómic, como Dagwood, Tintín o el Pato Donald; protagonistas de tebeos para chicas como Girls' Romances, Heart Throbs, Young Romance o Secret Hearts; iconos artísticos, como el Laocoonte helenístico, los paisajes de Van Gogh o de Cézanne, las bañistas y retratos de Picasso, los desnudos de Matisse, los nenúfares de Monet o la columna sin fin de Brancusi; distintos temas extraídos de la historia del arte como los paisajes de la pintura china, naturalezas muertas o modelos en el estudio; temas que en sus representaciones interiores también aluden al ámbito interior del artista y, en las exteriores, remiten a un dominio público. Son referentes a los que Lichtenstein rinde, en sus personales apropiaciones, un particular homenaje. Sus obras proponen un diálogo y abren un camino muy interesante hacia la socialización del arte, ofreciendo nuevas lecturas de la obra plástica.

Roy Lichtenstein (Nueva York, 1923-1997) fue uno de los máximos exponentes, junto a Andy Warhol, del arte pop americano. Abandonó, entre finales de los 50 y principios de los 60, el camino del expresionismo abstracto para emprender una novedosa incursión figurativa. Se inspiraba en las imágenes de la cultura de masas y ese nuevo camino definiría su posterior producción artística y lo haría universal. El proceso de trabajo de Lichtenstein partía frecuentemente de imágenes corrientes -recortes de cómics, anuncios publicitarios, ilustraciones artísticas o fotografías-, que le servían de fuente de inspiración. Su obra se convirtió así en un referente de la cultura popular de la época.

La exposición incluye, además, una película que Lichtenstein realizó en 1970 por encargo del Los Angeles County Museum of Art, en el marco de un programa sobre Arte y Tecnología desarrollado entre 1967 y 1971 y en el que colaboraron artistas y empresas de tecnología avanzada. Con la ayuda de los Universal Film Studios, Lichtenstein concibió y produjo una película sobre paisajes marinos, en relación muy directa con una serie de collages con temas de paisajes realizados entre 1964 y 1966, uno de los cuales también forma parte de esta muestra. Se trata, ésta última, de una faceta curiosa y desconocida por el gran público.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha