eldiario.es

Menú

Los rodajes cinematográficos han dejado en Canarias 130 millones en cinco años

El Gobierno canario presume de tener uno de los regímenes fiscales para el cine más atractivos del mundo, ya que permiten a los productores deducirse hasta el 40 % de su inversión.

- PUBLICIDAD -
Último día de Brad Pitt en Gran Canaria (Alejandro Ramos)

Último día de Brad Pitt en Gran Canaria (Alejandro Ramos)

Los rodajes cinematográficos que ha acogido Canarias en los últimos cinco años gracias a sus potentes incentivos fiscales a este sector han dejado en las islas una inversión que ronda los 130 millones de euros, según cálculos realizados por el Gobierno de la comunidad autónoma.

El Gobierno de Canarias celebra esta semana una jornada que reunirán este jueves en Las Palmas de Gran Canaria y viernes en Santa Cruz de Tenerife a productores, asesores fiscales y expertos del sector audiovisual para promocionar los atractivos que ofrecen las islas para los rodajes, tanto en forma de reducción de impuestos, como en equipos técnicos y variedad de paisajes.

En los últimos años, destacados directores han rodado sus producciones en Canarias: Ridley Scott filmó Exodus en Fuerteventura, Ron Howard hizo lo propio con En el corazón del mar en La Gomera y Lanzarote, Paul Greengrass grabó la última entrega de Bourne en Santa Cruz de Tenerife y Robert Zemeckis acaba de transformar Las Palmas de Gran Canaria en la Casablanca de la segunda Guerra Mundial para la superproducción Allied.

Se calcula que, solo el año pasado, los rodajes atrajeron a Canarias una inversión de 33 millones de euros, repartida en 19 películas, cinco series de ficción y una serie documental.

La documentación distribuida por los organizadores de las jornadas que comienzan mañana subrayan que se estima que Allied (protagoniza por Brad Pitt y Marion Cotilliard) dejó el mes pasado once millones de euros de inversión en Las Palmas de Gran Canaria, para poco más de una semana de rodaje.

Unos meses antes, la presencia del equipo de Bourne 5 generó un impacto de nueve millones en Santa Cruz de Tenerife, que fue transformada para la ficción en la convulsa Atenas de los recortes.

Y se calcula que los rodajes de Exodus y   En el corazón del mar repartieron entre Fuerteventura, Lanzarote y La Gomera una inversión que ronda los doce millones de euros.

Canarias presume de tener uno de los regímenes fiscales para el cine más atractivos del mundo, ya que permiten a los productores deducirse hasta el 40 % de su inversión.

Las producciones internacionales que filmen en las islas pueden deducirse hasta 4,5 millones de euros (el crédito fiscal para ellas es del 35 %) y las españolas pueden descontar de su factura impositiva hasta 5,4 millones (el 40 % del primer millón de inversión y el 38 % del resto de presupuesto).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha