eldiario.es

Menú

Agresiones e insultos en el juicio a Ibarretxe y Otegi

EL LEHENDAKARI INSISTE EN QUE ''NO DEJARA DE HABLAR CON LA IZQUIERDA ABERTZALE''

- PUBLICIDAD -

El lehendakari insistió este lunes que "no dejará de hablar con la izquierda abertzale" para tratar de avanzar hacia la paz en la segunda citación ante el TSJPV, durante la cual se produjeron incidentes entre miembros del Foro Ermua y simpatizantes que acudieron a la llamada del PNV para arropar a Juan José Ibarretxe.

El instructor de esta causa, Roberto Sáiz, había citado este lunes a los miembros de Batasuna Arnaldo Otegi y Rufi Etxeberria y al lehendakari, después de que el pasado 5 de marzo acordara ampliar la querella interpuesta por el Foro Ermua tras la primera declaración de Ibarretxe el pasado 31 de enero.

Otegi y Etxeberria entraron minutos antes de las diez y media por la puerta de acceso habitual del Palacio de Justicia, ante la cual aguardaban un centenar de personas convocadas por la izquierda abertzale, quienes increparon a los miembros de las acusaciones de Foro Ermua y Dignidad y Justicia produciéndose un cruce de insultos entre ambas partes.

Por su parte, el lehendakari entró al Tribunal minutos antes del mediodía por el acceso reservado a autoridades en los Jardines de Albia.

A su llegada estuvo arropado por el Gobierno Vasco en pleno, mientras un millar de simpatizantes nacionalistas que habían sido convocados por el PNV, aplaudían y le jaleaban.

Junto a la escalinata aguardaba la ejecutiva de su partido encabezada por su presidente Josu Jon Imaz, junto a los líderes de EA y EB, además, de la presidenta del Parlamento vasco, Izaskun Bilbao; el diputado general de Vizcaya, José Luis Bilbao con los miembros de su ejecutivo; los representantes del PNV en el Congreso y el Senado Josu Erkoreka e Iñaki Anasagasti, y el presidente de la Asociación de Municipios vascos EUDEL, Karmelo Saiz de la Maza.

Además, estuvo el que fuera presidente del Parlamento vasco Juan María Atutxa y los miembros de la Mesa de la Cámara Gorka Knorr y Kontxi Bilbao, que también tuvieron que enfrentarse a un proceso en el mismo tribunal por negarse a disolver al grupo de Sozialista Abertzaleak.

Mientras el lehendakari declaraba ante el juez instructor, en el exterior se produjo un altercado entre representantes de Foro Ermua y Dignidad y Justicia y simpatizantes nacionalistas.

Según explicaron a los medios los supuestamente agredidos, ellos debían acceder al tribunal por la entrada habitual del mismo, lo que motivó que tuvieran que recorrer una distancia por el exterior del Palacio de Justicia durante la cual se produjo un cruce de acusaciones con los congregados que derivó en una agresión.

En concreto, el miembro de Foro Ermua Antonio Aguirre recibió una patada en sus genitales y tuvo que ser atendido por una ambulancia.

Ambas organizaciones anunciaron que denunciarán lo ocurrido y responsabilizaron del ataque al PNV, la Ertzaintza y el Gobierno vasco.

Al término de esta segunda declaración ante el juez, Ibarretxe tomó la palabra para expresar ante la multitud su agradecimiento "de corazón" ante las muestras de solidaridad y apoyo recibidas, e insistió en que se reunió con miembros de Batasuna después del 19 de abril, encuentro que originó la querella inicial del Foro Ermua.

"Le he dicho que efectivamente, el 22 de enero (de este año) me reuní con los líderes de la izquierda abertzale o de Batasuna, se llamen como se llamen, y que lo hice y lo voy a seguir haciendo en el futuro porque es la palabra que yo di a la sociedad vasca y los vascos tenemos, por encima de todo, el valor de la palabra dada", aseguró el lehendakari.

Añadió que continuará reuniéndose con todas las formaciones vascas, incluida Batasuna, porque "mientras no se hable con la izquierda abertzale no encontraremos la solución y mi trabajo como lehendakari es encontrar soluciones".

En la vista de hoy estuvieron presentes el abogado del Foro Ermua, el fiscal, las defensa tanto de Ibarretxe como de Otegi y Etxeberria, así como el representante de la asociación Dignidad y Justicia, cuya presencia esta mañana fue posible después de que Sáiz denegara la solicitud del lehendakari de suspender cautelarmente su personación en esta causa.

También estuvo el letrado de los dirigentes socialistas, Patxi López y Rodolfo Ares, que también están imputados en la causa por haberse reunido con la izquierda abertzale.

Al finalizar la vista, el abogado del Foro Ermua Fernando García Capelo informó de que ha solicitado al magistrado que celebre una vistilla para solicitar medidas cautelares ante la reiteración del delito de desobediencia por parte de Otegi y Etxeberria.

Capelo afirmó que entre esas medidas podría estar la solicitud de la prisión provisional eludible bajo fianza y añadió que no se piden para Ibarretxe porque actuó como presunto "cooperador necesario" del delito de desobediencia.

Así mismo, durante la mañana se celebraron, a convocatoria del PNV, concentraciones antes los ayuntamientos vascos en apoyo a Ibarretxe, entre ellos, en Vitoria, donde unas cincuenta personas se han congregado en silencio y sin pancartas, y en San Sebastián, donde eran más de un centenar, entre quienes se encontraba el diputado general de Guipúzcoa, Joxe Joan González de Txabarri.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha