eldiario.es

Menú

La directiva europea inquieta a los tabaqueros

PREVÉN QUE SE DESTRUYA EMPLEO

La normativa comunitaria pretende exigir a los industriales controlar de forma exhaustiva toda la cadena sucesiva de ventas.

- PUBLICIDAD -

Los industriales tabaqueros canarios han transmitido al Ministerio de Industria su "enorme preocupación" por los posibles cambios que se introducirán en la Directiva europea sobre los productos de tabaco. Este jueves tendrá lugar una reunión en Bruselas donde se tratarán los útlimos retoques de esta normativa con un encuentro entre la Comisión, el Consejo y el Parlamento europeo.

Dos son los aspectos que preocupan especialmente al sector tabaquero canario. El primero de ellos es la regulación de la trazabilidad de los productos del tabaco. El texto actual de la Directiva pretende exigir a los industriales controlar toda la cadena sucesiva de ventas, realizando un control y seguimiento exhaustivo de a quien se vende cada producto hasta el punto de venta final, lo que resulta, a juicio de los industriales tabaqueros, "un empeño imposible en un mercado libre como el canario, por sus enormes costes".

Para este sector, hay otras opciones "más razonables", como la que emprende el Gobierno alemán, que ha propuesto reabrir la valoración técnica del sistema de trazabilidad previsto en la propia Directiva, propuesta que los industriales canarios desean sea defendida también por España. De esta forma, la exigencia de la trazabilidad se concretaría en la primera venta realizada, lo que cumple lo pactado a nivel internacional en el vigente Protocolo para eliminar el comercio ilícito del tabaco.

"Proponer exigencias mayores que las previstas en este Protocolo sólo conllevaría destrucción de empleo en parte de la cadena canaria de distribución actual, además de una inversión elevada, imposible de asumir por los pequeños operadores actuales", señalan.

El segundo de los aspectos sobre el que los industriales y comerciantes del tabaco en Canarias muestran su preocupación es que la Directiva concede a los puros y puritos un tratamiento diferente, dado que el fumador tipo de cigarros es un adulto que consume estos productos de forma ocasional, quedando por tanto fuera de los objetivos principales que motivan la revisión de la Directiva.

Este tratamiento modificaría si se produce un "cambio sustancial de circunstancias", situación que "es preciso definir en términos más razonables que los previstos en la Ordenanza", advierten. En este asunto, hay una propuesta según la cual para que se dé el cambio de circunstancias se exigiría un incremento de mercado superior al 2,5% del volumen total.

Esta propuesta fue consensuada por los Ministros de Sanidad de la UE. Los industriales canarios piden sea defendida por España, país que cuenta con el mercado de puros más importante de Europa (2.223 millones de unidades vendidas en el año 2012, de las cuales 410 fueron fabricadas en Canarias).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha