eldiario.es

Menú

Estudian la dieta y el hábitat del saltamontes de Tamanca para evitar su desaparición

Un equipo científico del GIET se encuentra en la Isla investigando los hábitos de este insecto endémico en peligro de extinción. El trabajo está financiado por la Fundación CajaCanarias y The Mohamed bin Zayed Species Conservation Fund, de Abu Dhabi.

- PUBLICIDAD -
En la imagen, Javier García (i) y David Hernández en las tareas de campo.

En la imagen, Javier García (i) y David Hernández en las tareas de campo.

Un equipo científico del Grupo de Investigaciones Entomológicas de Tenerife (GIET) se encuentra en la Isla realizando un estudio sobre el saltamontes endémico de La Palma, Acrostira euphorbiae, considerado en peligro de extinción en los catálogos español y canario de especies amenazadas, y propuesto por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) como en peligro crítico. “Es una especie no voladora y con una capacidad de salto reducida debido al peso de su cuerpo y a la debilidad de sus patas traseras en comparación con otros saltamontes”, han explicado a La Palma Ahora los biólogos David Hernández y Javier García, quienes integran el grupo de investigación junto a Pedro Oromí, de la Universidad de La Laguna (ULL), y Heriberto López, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). 

En la imagen, un ejemplar de 'Acrostira euphorbiae'.

En la imagen, un ejemplar de 'Acrostira euphorbiae'.

Esta especie, aseguran, tiene “una baja capacidad de dispersión, estando fuertemente afectada por cualquier amenaza en su hábitat”. Además, su área de distribución  “está muy limitada, siendo el paisaje protegido de Tamanca donde se encuentra la mayor parte de las poblaciones de este saltamontes. A pesar de ser un espacio natural protegido, en los últimos años esta zona ha sufrido una importante alteración debido a un incendio, a talas ilegales de su planta nutricia y al ramoneo producido por la ganadería”, detallan. “Estos hechos han diezmado las poblaciones de este saltamontes y afectado a su hábitat, disminuyendo la cantidad y buen estado de conservación de sus plantas hospedadoras potenciales”, sostienen.

Estudios previos basados en observaciones de campo indican que esta especie “depende estrictamente de su única planta nutricia conocida ( Euphorbia lamarckii), arbusto que domina en la reducidísima área de distribución de este saltamontes, la cual ha sufrido una regresión importante”. 

El objetivo de este proyecto es “conocer el efecto de la alteración del hábitat en las poblaciones de A. euphorbiae mediante un estudio sobre la variación de su dieta en euforbiales con transformaciones florísticas debidas a talas e incendios, para así contribuir a la conservación de esta especie amenazada”, afirman. La investigación, con un presupuesto que supera los 18.000 euros, está financiada por la Fundación CajaCanarias y The Mohamed bin Zayed Species Conservation Fund, de Abu Dhabi. 

El saltamontes endémico, en la imagen, se encuentra en peligro de extinción.

El saltamontes endémico, en la imagen, se encuentra en peligro de extinción.

También se estudiarán las estrategias tróficas que sigue este saltamontes amenazado para mantener una alimentación eficiente en zonas alteradas. “Este estudio será de gran importancia para el correcto desarrollo de los futuros planes de recuperación y de cría en cautividad de A. euphorbiae, a la hora de afrontar con éxito acciones orientadas a su recuperación en un área de distribución tan reducida y con una composición florística muy sensible a alteraciones de origen antrópico”, han subrayado. 

El trabajo de campo de los biólogos consiste en la búsqueda de ejemplares de A. euphorbiae, realización de transectos de vegetación, recogida de excrementos y toma de datos. Asimismo, se estudia la dieta mediante los análisis microhistológicos de los excrementos y se realizan experimentos de preferencias tróficas con un conjunto de ejemplares en cautividad. 

Javier García (i) y David Hernández se encuentra estos días en La Palma.

Javier García (i) y David Hernández se encuentra estos días en La Palma.

Un punto clave en este proyecto es diseñar estrategias de conservación para Acrostira euphorbiae. “Los resultados de este estudio permitirán conocer el verdadero efecto que está ocasionando la alteración del hábitat en las poblaciones del saltamontes, y las necesidades de esta especie amenazada y su hábitat”, destacan. “En función de todo ello se diseñarán distintas estrategias que mejoren el hábitat de la especie, y por tanto, la supervivencia de la misma”, añaden. Por ejemplo, detallan, “se recomendará realizar repoblaciones de especies vegetales indispensables para la dieta de este saltamontes y que se hayan visto afectadas por acciones antrópicas; o la cría en cautividad de la especie para su reintroducción en zonas afectadas si fuera necesario. Con los datos obtenidos en cada actividad se elaborará una serie de publicaciones para revistas de impacto, pero también un extracto de los mismos tomará cuerpo en artículos para revistas de divulgación regionales, ya que la difusión en la sociedad de la situación de esta especie amenazada es de vital importancia para su conservación”, defienden. 

El equipo científico que conforma el GIET (Grupo de Investigaciones Entomológicas de Tenerife) tiene una dilatada experiencia en el estudio y conservación de invertebrados de Canarias. Esta asociación sin ánimo de lucro está integrada actualmente por 14 miembros. “Nuestro objetivo principal es desarrollar y promover la investigación científica sobre los invertebrados de las Islas Canarias, contribuyendo principalmente con datos útiles (artículos científicos y de divulgación, informes técnicos y evaluaciones) para la gestión y conservación de las especies amenazadas y sus hábitats”, indican.

El 'Acrostira euphorbiae' puede ser declarado en estado crítico.

El 'Acrostira euphorbiae' puede ser declarado en estado crítico.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha