eldiario.es

9

eldiario agrícola eldiario agrícola

Asaga reclama mayor flexibilidad para combatir las plagas y enfermedades que afectan al cultivo de papaya

La asociación considera que no pueden competir en igualdad de condiciones con la fruta importada, con las que la Unión Europea es menos exigente en materia fitosanitaria

Papaya cultivada en la isla de Gran Canaria, en uno de los invernaderos de Conagrican

Papaya cultivada en la isla de Gran Canaria.

La Asociación de Agricultores y Ganaderos de Canarias (ASAGA) reclama mayor flexibilidad en las normas fitosanitarias para combatir las plagas y enfermedades que afectan al cultivo de papaya ante “el cada vez más restrictivo uso de materias activas a las que obliga la Unión Europea (UE)”.

ASAGA, que ha mantenido un encuentro con un grupo de productores de papaya en Tenerife, con Francisco Echandi (director de Bonnysa) y con Antonio González, jefe de Servicio del Departamento de Sanidad Vegetal de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias, afirma que se encuentran “desarmados” y no pueden competir en igualdad de condiciones con la fruta importada procedente de otras regiones productoras extracomunitarias, con las que la UE es menos exigente en materia fitosanitaria.

Por ello, la asociación y los productores de la fruta reclaman al Gobierno de Canarias “ensayos que avalen la eficacia de determinadas sustancias para el control del oídio y araña roja, los problemas parasitarios más perjudiciales en la producción de papaya”. Además, han anunciado que solicitarán al Ministerio de Agricultura “una autorización excepcional que posibilite a los agricultores utilizar materias activas eficaces para el control de estos parásitos”.

Antonio González, secretario general de ASAGA, ha afirmado que “este tipo de autorizaciones no son fáciles de conseguir, ya que las otorga el Ministerio de Agricultura y dependen de la baja carga residual, permitida por ley, que tengan los productos y, además, una vez obtenida, su uso está restringido a 120 días al año. De hecho, las últimas que ha solicitado la Consejería de Agricultura han venido denegadas”.

Aún así, considera que “hay que intentarlo, pero sería conveniente ir de la mano de otros productores peninsulares de papaya en la misma situación para sumar apoyos”.

Los productores de la fruta también han mostrado su preocupación por la futura eliminación de los tratamientos de azufre espolvoreado, un fungicida que se ha empleado tradicionalmente en Canarias y permitido incluso dentro de la agricultura ecológica.

Exportación de papaya con certificado fitosanitario 

Durante el encuentro también se recordó a los productores de papaya que, desde el pasado 1 de septiembre, está en vigor la Directiva de Ejecución (UE) 2019/523 por la que se exige a los exportadores de papaya un certificado fitosanitario para poder comercializarse fuera de Canarias.

Esta norma obliga a que las mercancías sean doblemente inspeccionadas, una a la salida del Archipiélago y otra a la entrada de la Península, donde se comprueba, mediante inspecciones, la ausencia de plagas y enfermedades. En caso de detectarse cualquier incidencia, las producciones son destruidas o devueltas a su origen.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha