eldiario.es

Menú

Se enfrenta a siete años de cárcel por maltratar a su mujer porque no quería mantener relaciones sexuales

EL ACUSADO ADMITE LOS HECHOS Y ACEPTA LA PENA PROPUESTA POR EL FISCAL

- PUBLICIDAD -

El hombre identificado como F.J.A.A. admitió este miérccoles que golpeó a su compañera sentimental en agosto de 2008 en el transcurso de una discusión en su vivienda en Mogán (Gran Canaria) ante la negativa de ésta a mantener relaciones sexuales. La Fiscalía rebajó de 12 a 7 años de cárcel la pena solicitada para el acusado, que se mostró conforme con la petición de prisión.

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Las Palmas celebró este miércoles el juicio contra F.J.A.A., de 45 años, acusado de un delito de agresión sexual y dos delitos de lesiones en el ámbito familiar, según informaron fuentes judiciales, que precisaron que el procesado también ha sido ejecutoriamente condenado, entre otras, por sentencia del 10 de marzo de 2004 dictada por el Juzgado de Instrucción número 2 de Arucas a la pena de cinco meses de prisión por un delito de maltrato familiar.

De este modo, el acusado reconoció que sobre las 21.00 horas del día 17 de agosto de 2008 se encontraba en su casa, ubicada en un complejo de apartamentos en Playa del Cura, en Mogán, se acostó a dormir y sobre la medianoche propuso a su mujer mantener relaciones sexuales.

Sin embargo, ella se negó "tajantemente", por lo que F.J.A.A. procedió a recoger sus efectos personales con el fin de abandonar la vivienda no sin antes acercarse nuevamente a la mujer, quien discutió con él y provocó en el acusado una "reacción airada y agresiva". Así, el procesado comenzó a insultar a su pareja para, a continuación, "tomarla por el cuello y golpearla fuertemente en el rostro".

La víctima, "atemorizada por la idea de poder ser agredida nuevamente y comprendiendo que toda resistencia era inútil, llegó a colaborar permitiendo" mantener relaciones sexuales con él, según las mismas fuentes.

Le propinó puñetazos y patadas

"Vencida" la víctima y habiendo transcurrido unas horas tras estos hechos, el acusado dejó la vivienda y, al día siguiente, sobre las 21.30 horas, regresó, pero la mujer no abrió la puerta. Ello motivó una "gran excitación" por parte del procesado, que la golpeó fuertemente logrando entrar en el domicilio, en el que se hallaban dos amigos de la perjudicada, quienes "al ver el estado de agresividad" del acusado "salieron huyendo".

La mujer, "presa del pánico", huyó también y cuando se hallaba en las cercanías de la recepción del complejo de apartamentos fue interceptada por el procesado quien "la empujó, tirándola al suelo y, mientras le insultaba, le propinaba puñetazos y patadas", señalan las fuentes.

Después, el acusado regresó a la vivienda, cogió al hijo menor de ambos y se personó en las dependencias de la Guardia Civil con el fin de interponer una denuncia contra su compañera sentimental.

Finalmente, este miércoles el acusado reconoció los hechos por lo que hubo conformidad con la pena de cárcel, que el Ministerio público rebajó de 12 a 7 años.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha