eldiario.es

Menú

Alonso vuelve a reinar

GANA EN COREA Y SE SITÚA LÍDER DEL MUNDIAL DE FÓRMULA 1

Desastre de Red Bull, con Webber y Vettel retirados - Alonso aventaja en 11 puntos a Webber y en 21 a Hamilton.

- PUBLICIDAD -

Fernando Alonso ha recuperado este domingo el liderato del Mundial de Fórmula 1, al conquistar la primera edición del Gran Premio de Corea en una carrera desarrollada en condiciones extremas de lluvia que dejó fuera de combate a los dos principales contrincantes del piloto asturiano de Ferrari, Mark Webber y Sebastian Vettel. Los dos Red Bull no acabaron la carrera.

Fernando Alonso durante la carrera. (EUROPA PRESS)

Fernando Alonso durante la carrera. (EUROPA PRESS)

Alonso, ganador este domingo por delante de Louis Hamilton (McLaren), lidera ahora el Mundial con 231 puntos, once más que Mark Webber (220) y 21 por delante de Hamilton (210). Vettel queda a 25 puntos (206) cuando restan 50 en juego en las dos últimas carreras del año. En la próxima cita (Interlagos, Brasil, 7 de noviembre), Fernando Alonso tiene posibilidades matemáticas de convertirse en campeón del mundo.

La lluvia complicó mucho las cosas y dejó al descubierto a la organización de este nuevo circuito, construido a marchas forzadas y que presentó muchos problemas de drenaje, factor que retrasó la salida. Aun así, Alonso se impuso a las circunstancias, a sus rivales y a las extremas condiciones del circuito y llegará a Brasil con opciones matemáticas de sentenciar el título a falta de la última carrera en Abu Dhabi.

En un principio se dijo desde la organización que la carrera arrancaría con diez minutos de retraso y con el safety car. Sin embargo, tras completarse tres vueltas se mostró la bandera roja por la falta de visibilidad y todos los coches regresaron a la parrilla. Finalmente, con una hora y cinco minutos de retraso, se relanzó una carrera que tuvo al coche de seguridad en cabeza hasta la vuelta 17.

A partir de la vuelta 18 comenzó un nuevo gran premio, que poco o nada tenía que ver con el que inicialmente habían previsto los pilotos. Los de arriba, especialmente Webber, Vettel y Alonso, eran conscientes de que en esta carrera nadie iba a ganar el Mundial pero sabían que un mínimo error podía pagarse muy caro, recoge Europa Press.

El doble abandono de Red Bull impulsa a Alonso

Dos vueltas tardó Mark Webber en demostrar esa previsión, cuando un trompo entre las curvas 11 y 12 le hizo perder el control de su monoplaza, estrellándose contra el Mercedes de Nico Rosberg. Estaba fuera de la carrera, había perdido el liderato del Mundial y buena parte de sus opciones en la lucha por el título.

Regresó el coche de seguridad, ya con Fernando segundo, y tras varios mensajes de radio quedaba claro que Hamilton tenía unas ganas enormes de dar guerra. Sin embargo algún problema tuvo el inglés con los neumáticos, que no le permitían plasmar sus intenciones en el asfalto coreano.

Vettel lideraba la prueba y Alonso le seguía muy cerca, por lo que ninguno de los dos se atrevía a hacer una parada que se empezaba a hacer necesaria ante el cese del agua. El circuito ya pedía neumáticos intermedios, algo que pusieron todos los pilotos pero que el asturiano y el alemán lo alargaron lo más posible. Finalmente entraron juntos en el Pit lane, siendo mucho más rápido Red Bull, ya que Ferrari tuvo problemas con una tuerca.

Debido al incidente en boxes, Vettel salió primero pero Alonso perdió la segunda plaza, que ganó un Hamilton que se aprovechó del error del asturiano. En ese momento Vettel lideraba el Mundial y Fernando veía como se complicaban sus opciones. Pero era el día del asturiano.

En la misma vuelta en que Hamilton accedió a la segunda plaza, Petrov estrelló su monoplaza y se requirió de nuevo la presencia del safety car. Se relanzó de nuevo la carrera y Alonso apretó al inglés, que cometió un error y fue fugazmente adelantado por el asturiano. Volvía a ser segundo, y ahora estaba empezando a rodar algunas décimas mejor que Vettel.

Cuando todo parecía indicar que Vettel ganaría la carrera, a falta de diez vueltas para el final el motor de su Red Bull comenzó a dar síntomas de debilidad. Fernando Alonso se aprovechó de esta situación para situarse a menos de un segundo y finalmente lo pasó. Vettel trató de continuar, pero su coche empezó a echar humo. Se había terminado la carrera para el piloto alemán.

A partir de este momento Alonso se concentró en no cometer ningún error y aguantó las arremetidas de un Hamilton que se ha metido de nuevo en la pelea por el campeonato. Felipe Massa, que logró mantenerse en carrera hasta el final, completó el cajón, lo que cerraba un fin de semana perfecto en la escuadra de Ferrari.

En cuanto al otro piloto español, el catalán Jaime Alguersuari realizó una extraordinaria labor al terminar en undécima posición, a un paso de los puntos, después de salir desde la decimosexta posición de la parrilla. Con la victoria en Corea, Alonso se ha colocado líder con 231 puntos, por delante de Webber (220) y Hamilton (210).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha