eldiario.es

Menú

El poder hindú en Canarias

ESTA COMUNIDAD MUEVE EN LAS ISLAS MÁS DE 600 MILLONES AL AÑO

- PUBLICIDAD -

Si bien cuando uno menciona los términos hindú y Canarias piensa en la sorprendente figura de Ram Bhavnani, poseedor ya de un 12,3%de Bankinter, puede olvidar que éste es solo un caso del fuerte progreso que el empresariado hindú, ya con sus hijos plenamente canarios y con las riendas de las empresas en sus manos, ha experimentado en las Islas.

Y es que en unos tiempos en que la llegada de cayucos y la inmigración ilegal han centrado la atención de los medios, los hindúes han demostrado, a base de trabajo, que son una de las comunidades de origen extranjero mejor integradas de Canarias. Según los cálculos que realizan ellos mismos, en Canarias hay cerca de 1.000 bazares regentados por hindúes, que dan empleo a más de 8.000 personas y con un volumen de negocio que supera con creces los 600 millones de euros al año.

La historia de Bhavnani tiene puntos paralelos a la de muchos empresarios que, de origen hindú, ya son canarios de DNI y están plenamente integrados en la sociedad isleña. Empezaron con la apertura de pequeños bazares y, tras años de trabajo, poseen ahora mismo las más fuertes empresas del Archipiélago en varios sectores. Hoy en día, esos empresarios más activos han diversificado, tienen las cadenas de perfumería más importantes de las zonas turísticas del Archipiélago, están ya presentes en el turismo y su carácter emprendedor les ha hecho levantar imperios a nivel regional.

Nombres de tiendas de electrónica como Maya, Chellsons y Visanta, Atlantic Traders (Orly) o las perfumerías FundGrube, Riu, Sabina, Europa, Douglas o Kim son nombres por los que seguro habrá pasado cualquier persona que haya estado al menos un día en Canarias y haya aprovechado los bajos precios que aún se mantienen en esos productos. La historia de todos ellos es, en cierta manera, similar.

Un caso ejemplar de cómo ha prosperado el empresariado de origen hindú en Canarias es el de Anil Partap, un empresario de origen hindú pero ya nacido, criado y educado en las costumbres canarias que empezó gestionando la empresa familiar dedicada a la venta de transistores y aparatos electrónicos a los turistas y marineros peninsulares que llegaban a las Islas.

Hoy, es presidente de la Asociación de la Empresa Familiar en Canarias, posee enteramente una empresa de productos de regalo, mantienen los bazares familiares, y ha diversificado sus negocios hasta el punto de poseer participaciones de más de un 10% en sociedades que en total suman más de 1.000 empleados en las Islas.

Partap, nacido en 1961, empezó en 1982 en el pequeño bazar que abrió su padre (Valson's Trader), que llegó a Canarias en los años 50 después de dar varias vueltas por tratarse de una de las miles de personas a las que en 1947, la separación de la India obligó a los hindúes del nuevo Pakistán a abandonar el país si no abrazaban el islamismo.

Partap nació en Tenerife y a los pocos años se trasladaban a Las Palmas, donde el bazar iba funcionando al calor del tráfico portuario y el turismo que llegaba a la capital grancanaria. Estudió en los jesuitas por expreso deseo de su padre, que desechó la posibilidad de mandarle a estudiar a la India, y rápidamente se integró en una sociedad con el marcado acento que él esgrime orgulloso.

En 1982, la empresa de la que cogía las riendas tras estudiar Administración de Empresas en Madrid facturaba 50 millones de pesetas. Seis años más tarde, aprovechando el fuerte pulso del llamado comercio de maleta entre África y Canarias, la empresa de Partap ya aparecía en Actualidad Económica como uno de los cinco mayores importadores de Canarias, y una facturación de 1.800 millones de pesetas.

Ya en los años 90, Partap inicia su camino diversificador, fruto de las dificultades que entrañaba prosperar en un mercado africano cada vez más complicado por los trámites burocráticos que dificultaban y convertían en una odisea la concesión de visados para el empresario africano.

Así, empezó asociándose con la cadena hotelera NH en lo que ya hoy son cuatro hoteles, e invirtió en empresas como Contactel, Haricana, Alisios o las empresas de los parkings de las zonas turísticas de Maspalomas y Mogán. Además, preside A&G (Compañía Española de Fomento del Arrendamiento de Viviendas), preside también una pequeña bodega de Ribera del Duero que ya cuenta con un premio internacional (Piedras de San Pedro)

La integración del empresariado hindú en las Islas es total. De hecho, y según explica Partap, el día en que la hermana de su esposa, de origen hindú, contraía matrimonio con un canario, en la capital, ese mismo día, había cuatro bodas entre un isleño y una hindú. El propio Partap está metido en variedad de asociaciones, tertulias y hasta organiza unas cenas alrededor de los típicos naifes canarios, unos cuchillos labrados que son verdaderas obras de arte y que son parte de lo más ancestral de la cultura isleña.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha