eldiario.es

Menú

El fiscal pide once años de prisión al presunto homicida de La Rama de 2005

EL LUNES COMIENZA EL JUICIO POR LA MUERTE VIOLENTA OCURRIDA EN AGAETE HACE DOS AÑOS

- PUBLICIDAD -

El juicio contra el joven que presuntamente acabó con la vida de otro en las fiestas de La Rama de 2005 en Agaete, se enfrenta este lunes a una petición por parte del Ministerio Fiscal de 11 años de prisión.

Tal y como relata el Ministerio Público en el escrito de calificaciones, Eliot Sadam A.N. se encontraba con un grupo de amigos en la verbena que se celebra en el Parque de Los Chorros del municipio de Agaete, con motivo de las fiestas patronales en honor a la Virgen de las Nieves.

El grupo con el que iba el acusado, "por motivos que se desconocen mantuvo una fuerte discusión con otro grupo de personas con las que se encontraba el fallecido, Antonio Vega Alemán". La discusión, según relata el Fiscal, derivó en una fuerte pelea de la que no se ha podido aún precisar quien intervino.

Al parecer, sin que se haya acreditado que mediara provocación o agresión previa por parte del fallecido, "el acusado cogió una botella de ron de cristal, y estando ambos de pie frente a frente, con la finalidad de acabar con la vida de Antonio Vega, el acusado arremetió fuertemente con la botella rota contra el cuello de Antonio, acusándole gravísimas heridas".

Las heridas afectaron a planos musculares profundos y la sección de la yugular, lo que determinó la muerte de la víctima al sufrir un shock hipovolémico. De hecho, tal y como relata el Ministerio Público, Antonio Vega, tras recibir el golpe mortal, sólo pudo andar unos metros desde la zona de los chiringuitos hasta el solar que se utiliza como aparcamiento, donde cayó desplomado y los sanitarios no pudieron hacer nada.

En el momento de suceder los hechos, tanto acusado como víctima habían consumido sustancias estupefacientes y alcohol, pero en el caso del agresor "dicha ingestión no habría anulado sus capacidades intelectivas ni volitivas". Tanto es así, explica el escrito, que nada más suceder los hechos, Eliot Sadam A.N. huyó del lugar, acompañado de un amigo que lo llevó a su casa.

Sobre las 16.00 horas de ese mismo día, fue detenido por efectivos de la Guardia Civil de Agüimes, que habían sido comisionados allí pues en las inmediaciones se habían congregado un número indeterminado de personas que tenían localizado al agresor par "tomarse la justicia por su mano".

El presunto homicida, que será juzgado por un jurado popular, se enfrenta a 11 años de prisión por un delito de homicidio y una indemnización de 50.000 euros.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha