Opinión y blogs

eldiario.es

Larry se carga el condumio

LA OPOSICIÓN SE FUE SOLITA A LA MARINERA

Muy aburrido y hasta previsible resultó el pleno del Cabildo de Gran Canaria del pasado viernes, con un Larry Álvarez, portavoz y vicepresidente tercero, en plena forma y con los índices de arrogancia en el punto justo para mortificar al máximo a

- PUBLICIDAD -

Muy aburrido y hasta previsible resultó el pleno del Cabildo de Gran Canaria del pasado viernes, con un Larry Álvarez, portavoz y vicepresidente tercero, en plena forma y con los índices de arrogancia en el punto justo para mortificar al máximo a la oposición. Una oposición, por cierto, que trató sin éxito de convencer al PP de mantener ciertos hábitos de buen rollito entre los miembros de la Corporación para que la sangre no llegue al río y no se escape ningún cachetón. Primero lo intentó Carmelo Ramírez, que habló con Larry para indicarle que es norma que después de cada pleno todos los consejeros compartan mesa y mantel para aligerar tensiones personales. Pero Larry dijo no. Lo intentó luego Demetrio Suárez, que se llevó un "ya veremos" como respuesta. Al final triunfó el no, y los consejeros de la oposición comieron sin los del PP en el restaurante La Marinera. Se acabó el fair play.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha