El sector agrario no aguanta más y saldrá a la calle para que el Estado transfiera los ocho millones para agua de riego

Agricultores por fuera de la sede de la Delegación del Gobierno español en Canarias, en Las Palmas de Gran Canaria, el 22 de diciembre de 2018

D. M.

Santa Cruz de Tenerife —

El sector agrario local ya no aguanta más... En la reunión celebrada este lunes en la Delegación del Gobierno de España en Canarias, en su sede de Las Palmas de Gran Canaria, los representantes de los agricultores y de las comunidades de regantes de Gran Canaria, convocados por la delegada Elena Máñez (PSOE), valoraron el trabajo realizado por este cargo público para intentar resolver el retraso en el abono por parte del Estado de los ocho millones para subvencionar el agua de riego agrícola en las islas, incluidos en los Presupuestos Generales de 2018 (y esto se puede decir que fue la zanahoria), pero a la vez dejaron claro que ya no esperan más y se van a movilizar en defensa de que ese dinero público llegue a Canarias, donde luego tiene que ser repartido, previa convocatoria de las subvenciones, por la Consejería de Agricultura. Y aquí está el palo

Narvay Quintero garantiza que va a "pelear donde sea" para que el Estado abone los ocho millones para abaratar el agua agrícola

Narvay Quintero garantiza que va a "pelear donde sea" para que el Estado abone los ocho millones para abaratar el agua agrícola

La razón de que el sector agrícola local se active con las protestas está en que el Gobierno central, tras semanas y semanas de dimes y diretes, aún no ha dado con la solución para transferir aquella cantidad desde las cuentas estatales de 2018, que está en el Ministerio de Transición Ecológica, hasta el erario de la Comunidad Autónoma de Canarias, de manera que la Consejería de Agricultura cuente con el respaldo financiero necesario para convocar con cargo a 2018 las subvenciones destinadas a abaratar el agua de uso agrícola que se alumbra en pozos y galerías o bien proviene de la desalación.

La convocatoria de 2017 ya se hizo, en este caso con una partida de seis millones de euros y sin el agua desalada contemplada en ella (esta se incorporó en 2018), aunque aún está pendiente de resolver.

Entre este miércoles y el jueves, COAG-Canarias tiene previsto trasladar a la opinión pública el calendario de movilizaciones en defensa de que el Estado transfiera de una vez a la Comunidad Autónoma de Canarias esos fondos públicos. Así lo han anunciado fuentes de esa organización profesional agraria, que se han cuidado mucho de reconocer el gran esfuerzo que ha realizado la delegada Elena Máñez en la búsqueda de una solución técnica para que esa partida aterrice de una vez por todas en el archipiélago. Si eso no ocurre, la Consejería de Agricultura no podrá convocar tales subvenciones, que son las que corresponden al año 2018.

En estos momentos, esa medida de apoyo está recogida en la nueva Ley del REF económico con financiación al cien por cien del Estado. Además, se da la circunstancia de que en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2019 tampoco hay fondos habilitados para ese mismo fin.

Ello ha propiciado que el consejero canario de Agricultura, el nacionalista Narvay Quintero, haya asegurado que las cuentas de este año se deben enmendar para incluir 16 millones de euros y así financiar la línea de apoyo al agua de riego (dos años), la de ocho millones para 2018, los que no llegan, y la que no está prevista, al menos por ahora, con cargo a 2019.

Etiquetas
Publicado el
22 de enero de 2019 - 14:04 h

Descubre nuestras apps

stats