eldiario.es

Menú

'Homenaje al silbo gomero' llega al escenario del Auditorio Alfredo Kraus

LA COMPOSITORA ASEGURA QUE LA COMBINACIÓN DE SILBO Y ORQUESTA LLEGA AL PÚBLICO Y GUSTA

- PUBLICIDAD -

Imágenes de una isla, de la compositora grancanaria Laura Vega (1978) y El amor brujo, de Manuel de Falla (Cádiz, 1876) son las dos obras que la Orquesta Sinfónica de Las Palmas interpretará este martes 11 de septiembre en un concierto en el Auditorio Alfredo Kraus de Las Palmas de Gran Canaria, a las 20:00 horas. El espectáculo lleva por título Homenaje a silbo gomero.

La compositora de Homenaje al Silbo gomero tiene 29 años, y lleva cerca de diez componiendo, aunque nunca se había visto en un proyecto en el que se incluyeran elementos culturales de esta naturaleza. El próximo día 11 se hará el estreno en el Auditorio Alfredo Krauss de Las Palmas de Gran Canaria.

Fue el acto culminante de las Fiestas Colombinas el pasado jueves. Fue un estreno al que asistieron el presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, y las principales autoridades municipales e insulares, encabezadas por el Presidente del Cabildo Insular de La Gomera, Casimiro Curbelo. Se ofreció un concierto sinfónico singular ya que era un homenaje al lenguaje que distingue a los gomeros.

En un Auditorio absolutamente abarrotado, el público pudo disfrutar con emoción de una obra que el director de orquesta Gregorio Gutiérrez calificó como extraordinaria. Gutiérrez alabó el papel de la compositora, manifestando que "es una obra impresionantemente buena donde Laura Vega demuestra un talento superdotado y un tratamiento de la orquesta bastante más elaborado de lo que yo hubiera imaginado".

La compositora comentó su alegría por el resultado obtenido. "Estoy muy contenta del trabajo realizado. No es tarea fácil ensamblar a los silbadores con los músicos. Ha sido difícil, pero sin embargo hemos comprobado que a la gente le ha gustado. Aunque es un lenguaje un tanto abstracto, si hay feeling, llega al público", declaró la compositora.

Búsqueda de la inspiración en su origen

Para la obra, Laura Vega buscó inspiración en las tierras gomeras y en sus elementos culturales. Conoció los tesoros que esconde la Isla, como el Garajonay, que le sirvió de inspiración, así como a los maestros silbadores, como Eugenio Darias o Isidro Ortiz, que la imbuyeron de constantes referencias que ella plasmó en la obra. "Había muchos contrastes de sonoridades, que seguramente algunos habrán reconocido como las chácaras o el romancero gomero, algo que habrá llegado a mucha gente",afirmó Vega.

También le sirvió de referencia la poesía del poeta universal gomero García Cabrera. "Es complicadísimo añadir en el lenguaje silbado la poesía, por lo que decidimos añadir mensajes que fueran más directos, pero el título de algunos de los movimientos lleva un pequeño homenaje a este gran poeta".

La compositora se deshace en elogios para todos. Para la Orquesta Sinfónica de Las Palmas, a los que agradeció el trabajo realizado, al Director Gregorio Gutiérrez, a los maestros silbadores que participaron. "Incluso los chicos que participaron, que estaban impresionados ante la envergadura del montaje, para ser neófitos han respondido muy bien."

Laura Vega lleva componiendo unos nueve años. Desde 1998 compone obras y han sido trabajos para grupos de cámara, o para piano solo o voz y piano, y ésta es la primera obra que se estrena para orquesta, aunque ya tiene otra que se estrenará próximamente.

También tiene muchos proyectos a corto y medio plazo. En octubre estrena un dúo de chelo y flauta en el Auditorio Reina Sofía, en Madrid, tiene también un proyecto para componer a un cuarteto de saxofones para un grupo que está haciendo un disco sobre compositores canarios, y su proyecto más ambicioso es un encargo para gran orquesta para el Festival de Música de Canarias para el año 2010.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha