eldiario.es

Menú

BP intenta de nuevo contener la marea negra en el Golfo de México

WASHINGTON

WASHINGTON, 1 (Reuters/EP) La petrolera británica BP ultima una nueva iniciativa para tratar de frenar el vertido de crudo que desde finales de abril afecta al golfo de México y, después de que el plan denominado 'top kill' fracasase, este martes iniciará unas tareas que a corto plazo podrían incrementar en un 20 por ciento la cantidad de petróleo que se vierte al mar.

- PUBLICIDAD -

WASHINGTON, 1 (Reuters/EP)

Vertido de petróleo en el Golfo de México

Vertido de petróleo en el Golfo de México

La petrolera británica BP ultima una nueva iniciativa para tratar de frenar el vertido de crudo que desde finales de abril afecta al golfo de México y, después de que el plan denominado 'top kill' fracasase, este martes iniciará unas tareas que a corto plazo podrían incrementar en un 20 por ciento la cantidad de petróleo que se vierte al mar.

La compañía desistió el pasado sábado de un plan consistente en sellar la fuga con lodo y cemento y ahora planea cortar partes del conducto dañado para que una cúpula recoja el vertido y lo canalice hacia un contenedor en la superficie.

La asesora de la Casa Blanca Carol Browner reconoció que un posible fracaso del nuevo procedimiento convertiría la situación en "muy, muy problemática".

Existe la preocupación de que, si el procedimiento falla, el pozo dañado pueda verter hasta 19.000 barriles de crudo diarios hasta que finalice la perforación de dos pozos de alivio en agosto, con lo que se pondría fin definitivamente a una fuga que ya ha superado como desastre ecológico al del Exxon Valdez en Alaska, ocurrida en 1989.

El primer pozo de alivio, cuyas obras comenzaron el 2 de mayo, ha alcanzado una profundidad de 3.687 metros, mientras que el segundo pozo, iniciado el pasado día 16 de mayo, ha llegado a los 2.616 metros de profundidad.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha