eldiario.es

Menú

El Cabildo revisa el Plan Insular para desbloquear los campos de golf y otros proyectos turísticos

El área insular de Planificación y Política Territorial ha iniciado los trámite para cambiar la calificación del suelo de rústico a urbanizable aislado en los entornos donde, en Fuencaliente, Breña Alta y Puntagorda, están previstas instalaciones pertenecientes a los sistemas deportivos y de ocio.

También se pretende corregir “errores puntuales” detectados en el documento de ordenación de La Palma.

“No podemos seguir viendo como mucha iniciativas se van de la Isla porque no se les da cabida y el amparo legal necesario”, subraya el vicepresidente de la primera Corporación.

- PUBLICIDAD -
Carlos Cabrera Matos, vicepresidente del Cabildo de La Palma.

Carlos Cabrera Matos, vicepresidente del Cabildo de La Palma.

La Consejería de Planificación y Política Territorial del Cabildo  de La Palma, que dirige Carlos Cabrera, ha iniciado los trámites necesarios para llevar a cabo la revisión puntual del Plan de Ordenación de La Palma  (PIOLP), señala en un comunicado.

El también vicepresidente del Cabildo ha explicado que “esta revisión se hace con el claro objetivo de desbloquear actuaciones de interés general para el desarrollo económico y turístico de la Isla y aportar las garantías jurídicas necesarias para que de una vez por todas un importante número de proyectos que podrían tener cabida en el territorio insular puedan materializarse”. Entre los mismos destacan los campos de golf recogidos en los municipios de Fuencaliente, Breña Alta y Puntagorda. Se pretende que el suelo de los entornos donde se proyectan acondicionar tales instalaciones, que figuran en el PIOLP como rústico, pasen a ser calificados como urbanizables aislados.

El PIOP, recuerda Carlos Cabrera, “es la herramienta fundamental que vertebra y ordena el territorio en la Isla” y, actualmente, presenta “importantes carencias” que demandan “una actuación inmediata”.

Las revisiones previstas se van a desarrollar en dos bloques: por un lado los sistemas deportivos y de ocio (OSD) y por otro lado las revisiones puntuales de errores materiales que se han detectado en este documento.

En este primer bloque, explica Cabrera, se plantea “la revisión para clasificar los suelos rústicos pertenecientes a los sistemas deportivos y de ocio que aparecen el PIOLP como urbanizables aislados e igualarlos así a las actuaciones convencionales propuestas con equipamiento vinculante (ACP) con el fin de poder desarrollarlos sin necesidad de ejecutar un plan de actuación territorial”. De este modo,  detalla, “estas actuaciones deportivas y de ocio, en las que se engloban los campos de golf, podrán ser desarrolladas por medio de un plan parcial o directamente desde la ordenación pormenorizada del Plan General de Ordenación de cada municipio”.

Dentro de los campos de golf (también SDO) planificados “se dejará fuera de esta revisión el de Barlovento afectado por un espacio natural protegido; además de la parte afectada por las ZEPAS (Zona Especial de Protección Para las Aves) del campo de golf de Breña Alta, quedando esta parte fuera del futuro suelo urbanizable aislado.  Asimismo los campos de golfos de los términos municipales de Fuencaliente y Puntagorda”.

El segundo bloque de revisiones del Plan Insular de Ordenación, prosigue, corresponde a cambios puntuales de errores materiales y modificaciones recogidas en el transcurso de este tiempo en el que se lleva trabajando con el PIOLP desde los servicios técnicos de la Consejería de Política Territorial del Cabildo y que garantizarán mayor agilidad en la tramitación. Esta actuación, precisa, “tiene una segunda vertiente destacada ya que  de este modo también se solucionarían demandas de municipios con planeamiento adaptado al PIOLP que a día de hoy ven condicionado su desarrollo”.

En el caso de estas modificaciones, continua, “al igual que se ha planteado con el Plan Territorial Especial de Turismo, la división en dos bloques obedecen a que se garantiza que el objetivo primordial de la revisión que es garantizar el desarrollo, a la mayor brevedad posible, de los campos de golf no se vea paralizado o condicionado por ninguna otra revisión”.

El consejero de Planificación y Política Territorial ha afirmado que  “la ordenación del territorio era una asignatura pendiente que tenía  La Palma y, en especial, la primera Institución Insular  y por ello estamos trabajando intensamente y dando un importante impulso en esta materia ya que hasta ahora esa falta o inadecuada  planificación ha sido un verdadero lastre para nuestro desarrollo”

Cabrera ha explicado como el objetivo del grupo de Gobierno en el Cabildo “es poner todas las herramientas necesarias para, desde un desarrollo ordenado y respetuoso con el medio ambiente, poder contar con nuevas infraestructuras que incidan directamente en el desarrollo económico y turístico de nuestra Isla. Los campos de golf, alega, “en número de tres, no son la panacea pero, sin duda, como en otros muchos lugares de Canarias ayudarán a crear un destino turístico de alta calidad brindándole a los turistas los inmejorables parajes de La Palma”

“No podemos seguir viendo como mucha iniciativas se van de la Isla porque no se les da cabida y el amparo legal necesario. Para ello hemos planteado esta revisión del Plan Insular que entendemos que es fundamental y que no podía seguirse demorando en el tiempo”, ha concluido el vicepresidente del Cabildo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha