La portada de mañana
Acceder
El PP congela los recursos por la amnistía e intenta romper la mayoría con Junts y el PNV
El juez alarga su investigación a Gómez pese a los límites de la Audiencia de Madrid
Opinión - Así son los jóvenes del ‘lepenismo 3.0’. Por Neus Tomàs

Colectivos del 20A denuncian el “ninguneo, la utilización electoralista y el silencio” del Gobierno canario tras las protestas

Efe / Canarias Ahora

0

Los colectivos vinculados con las movilizaciones del 20 de abril en Canarias para un nuevo modelo turístico han denunciado este viernes “el ninguneo, la utilización electoralista y la apropiación” que desde las esferas políticas se está haciendo del sentir de la gente “para legitimarse”.

Agrupados en el movimiento participativo Canarias Palante, han criticado en varias ruedas de prensa simultáneas en Tenerife, Gran Canaria, La Palma y Fuerteventura, que el Ejecutivo regional haya creado “mesas de trabajo meramente consultivas” por un supuesto “cambio” mientras “siguen destruyendo Canarias con sus decisiones y políticas unilaterales”.

Estos colectivos convocantes y vinculados con las movilizaciones del 20 de abril han leído un manifiesto en el que lamentan “el nulo interés” del Gobierno canario por cambiar un modelo económico y social que, a su juicio, “está acabando con la calidad de vida de la gente”.

Recuerdan que hace un mes solicitaron formalmente al Gobierno canario la creación de una mesa de negociación que les permita ser parte de la construcción de un modelo económico y social que “sea justo con las personas y con el medio ambiente” y que la única respuesta que recibieron es el silencio.

Canarias Palante, impulsado por más de setenta colectivos de todas las islas, ha recogido unas 1.000 propuestas de la ciudadanía y cientos de personas se han vinculado al proceso para ponerlas en común en el Encuentro Todo el Mundo Junto que tendrá lugar en noviembre, donde se darán cita ciudadanía y colectivos.

“Las manifestaciones que se dieron en toda Canarias planteaban a gritos una ecotasa, la moratoria turística, la limitación de compra de vivienda a no residentes, la paralización de proyectos que incumplen la normativa medioambiental y urbanística, la mejora del acceso a la vivienda, la redistribución de la riqueza, el deterioro de los espacios naturales, el abandono del sector primario, entre otras tantas situaciones que han sumido a nuestra tierra y a nuestra gente en un agotamiento profundo que nos está haciendo perder calidad de vida”, ha manifestado en Tenerife la portavoz de la Fundación Canarina Anne Striewe.

En el manifiesto han puesto como ejemplo que después del 20A las distintas corporaciones canarias continúan adelante con Cuna del Alma, La Tejita o el Circuito del Motor, todos en Tenerife y en ejecución actualmente pese a las numerosas irregularidades que se han constatado, han advertido.

En La Palma, macroproyectos como el campo de Golf y villas de lujo en La Pavona o el balneario Dichosa Wellness Clinic se declararon de interés insular, pese a ser proyectos privados y en medio de la intensa crisis hídrica que afecta a las islas, han criticado también.

La “ciudad del cine” Dreamland, también declarada de interés insular por parte del Cabildo de Gran Canaria, ocupará más de 100.000 metros cuadrados en Telde, mientras que en el sur de la isla Lopesan tiene luz verde para construir un nuevo hotel de 5 estrellas.

En Lanzarote acaba de iniciarse, en la costa de Arrecife, la construcción de dos nuevas terminales enfocadas a incrementar la llegada de cruceros, mientras que el Gobierno canario aprobó también un nuevo hotel en la isla.

En Fuerteventura, un hotel con orden de demolición y que ocupa un espacio natural con hasta cuatro figuras de protección, el RIU Oliva Beach de las Dunas de Corralejo, ha evidenciado nuevamente el posicionamiento de las instituciones insulares a favor del interés privado y no del general, negándose a esta orden de derribo, han advertido.

“Los poderes políticos y económicos de nuestras islas quieren diluir la fuerza de los colectivos sociales convocantes del 20A con una consulta protagonizada por los mismos cargos políticos que nos han traído hasta esta situación de límite que estamos viviendo”, ha afirmado la portavoz en Tenerife.

Asimismo, ha señalado que el Gobierno de Canarias está creando una cortina de humo para salir por la tangente ante las reivindicaciones de la gente que salió a la calle el 20A.

“Están representando una parodia de cambio de modelo sin hacer nada real y así continuar favoreciendo a los mismos intereses económicos de siempre. Y de paso, intentando de forma ilegítima rentabilizar el dolor de la gente para conseguir votos en las elecciones europeas del 9 de junio”, ha agregado Anne Striewe.

Por ello, ha continuado, ha llegado el momento de las apuestas decididas por el decrecimiento turístico y por reestructurar la economía, desde la justicia social y ambiental, poniendo la vida en el centro, garantizando el bienestar de las generaciones venideras.

“No lo hará el gobierno, pero lo haremos todos”, ha zanjado la portavoz, quien ha amenazado con volver a alzar la voz en las calles si no les dejan participar en la toma de decisiones. 

Clavijo, abierto a las propuestas para cambiar el modelo económico: “Aquí no sobra nadie”

El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, ha instado este viernes a los manifestantes del colectivo Canarias Palante a que planteen todas sus propuestas para el cambio de modelo de desarrollo de las islas al propio Ejecutivo o a los cabildos.

“Aquí no sobra nadie”, ha apuntado a los medios de comunicación, subrayando que hay un camino abierto desde la última Conferencia de Presidentes con la creación de las mesas de trabajo cuyas primeras conclusiones se presentarán en octubre.

“Se me ocurre que lo más productivo podría ser que nos hagan llegar documentos para que en nuestros grupos de trabajo puedan ser estudiados, sobre todo cuáles son las alternativas, cuáles son las propuestas”, ha destacado.

En esa línea ha insistido en que sus propuestas se van a estudiar “con mucho detenimiento y con mucho cariño” y se sumarán a las de los catedráticos, empresarios o sindicatos que también están representados en las mesas de trabajo.

Clavijo ha valorado el 20A como “un movimiento ciudadano importante de reflexión” que “ha ayudado” a la toma de conciencia de determinados problemas si bien ha dejado claro que “nadie” puede representar a la gente que salió a la calle.