eldiario.es

Industria multará a Repsol con cinco millones de euros por no seguir buscando petróleo en Canarias

El subsecretario de Industria, Energía y Turismo anuncia que la compañía puede evitar esta sanción transfiriendo el trabajo pendiente a otros que tenga autorizados en el país

La petrolera tenía permisos para perforar el pozo Sandía y Chirimoya, cerrando el proyecto sin haber investigado en el segundo

Repsol: "la búsqueda de crudo en Canarias acaba aquí, punto y final"

- PUBLICIDAD -
El barco perforador de Repsol y efectivos de la Armada, en una imagen captada este lunes / Foto: Felipe de la Cruz.

El subsecretario de Industria, Energía y Turismo, Enrique Hernández Bento, ha anunciado este lunes que Repsol tendrá que pagar cinco millones de euros por dejar los sondeos sin haber buscado petróleo en el pozo Chirimoya. Los permisos dados el pasado mes de agosto a la petrolera le autorizaban a perforar el pozo Sandía y Chirimoya, los cuales tenían que ser investigados obligatoriamente, mientras que un tercero, en la cuadrícula Zanahoria, estaba vinculado a que los otros dos no resultaran positivos.

En declaraciones a Radio El Día, Hernández Bento ha aclarado que la multinacional de origen español tenía autorización para los pozos de Sandía y Chirimoya y que en caso de, como ya ha anunciado la compañía, no realizar los segundos sondeos, tendrán que pagar la multa o transferir estos permisos "por otros de los que tengan autorizados en la Península".

Sobre este punto el subsecretario de Industria, Energía y Turismo ha explicado que Repsol podría transferir el trabajo que queda pendiente, no los permisos, a otros trabajos que tienen autorizados en otros puntos de España.

"Eso está regulado así en la ley de hidrocarburos, y lleva un trámite administrativo donde se solicita y se justifican las razones por las que abandonan el trabajo pendiente en Canarias y es la Dirección General de Política Energética quien valora eso y quien autoriza o no la transferencia de ese permiso", subrayó Hernández Bento. De este modo, en el caso de que no sea autorizado Repsol deberá desembolsar los cinco millones de euros.

El subsecretario ha dicho que Repsol le ha comunicado que no volverá a Canarias y que realizar un segundo sondeo "que tiene menos probabilidades que Sandía", le saldría a la compañía unos 200 millones de dólares, por lo que Hernández Bento entiende que la decisión de la petrolera es "renunciar a ese sondeo y retirarse".

De todas maneras, la compañía no se ha pronunciado todavía sobre estas posibilidades ya que desde Industria señalan que en los próximos días "nos comunicarán si renuncian definitivamente o si transfieren esos permisos por otros de los que tengan autorizados en la Península".

Por su parte el portavoz de Repsol, Marcos Fraga, ha comentado que el segundo sondeo no tiene sentido y que la búsqueda de crudo en Canarias "acaba aquí, punto y final"

En cuanto a la posibilidad de que podrían transferir el trabajo pendiente a otros, desde la multinacional no han querido pronunciarse.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha