eldiario.es

Menú

El TSJC ordena reponer a Badenas como comisario de Las Palmas

LA ABOGACÍA DEL ESTADO RECURRIRÁ EL AUTO

La Justicia avala que siga "en comisión de servicios", mientras se resuelve el recurso que presentó contra la decisión de De Vega.

- PUBLICIDAD -

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) ha ordenado reponer "con carácter inmediato" al comisario Ignacio Badenas como comisario jefe provincial de Las Palmas, puesto en el que fue destituido por la jefa superior de Policía de Canarias, Concepción de Vega, según un auto al que tuvo acceso Efe.

El auto del TSJC será recurrido, según ha sabido CANARIAS AHORA, por la Abogacía del Estado.

El alto tribunal canario da la razón al comisario y avala que siga en el cargo de comisario jefe provincial "en comisión de servicios", mientras se resuelve el recurso que presentó contra la decisión de Concepción de Vega de declarar desierta la plaza para la provisión de esta vacante, a la que el policía se había presentado.

En su resolución, la sala de lo contencioso administrativo del alto tribunal canario admite, por tanto, las medidas cautelares solicitadas por Ignacio Badenas porque prevalecen los intereses privados del comisario, como su prestigio y crédito profesional, sobre los públicos, "que sintomáticamente no ha hecho valer la Administración del Estado".

Tras ocupar durante ocho año el cargo jefe de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Las Palmas, el 1 de septiembre de 2008 Badenas pasó a desempeñar el puesto de comisario provincial de Las Palmas hasta que fue destituido en noviembre y nombrado jefe de la brigada de información, cargo que ocupa en la actualidad.

El Sindicato de Comisarios, al que pertenece Badenas, refirió entonces que en agosto de 2008, al poco de su nombramiento, la jefa superior de Policía citó en su despacho a Badenas para ofrecerle un puesto en la dirección de la jefatura entre tres que le daba a elegir, pero tras decantarse por dos de ellos, al final le nombró otro distinto: jefe provincial de Las Palmas.

Sin embargo, según el SC, a finales de noviembre la jefa superior anunció telefónicamente a Badenas "que había sido cesado como jefe provincial de Las Palmas sin más explicaciones" y al día siguiente le informó de su nuevo destino como jefe de la Brigada Provincial de Información.

Mientras tanto, Badenas se había presentado reglamentariamente al puesto de comisario provincial de Las Palmas que estaba vacante, pero la resolución del concurso declaró desierta dicha plaza "a petición de la Jefa Superior", según el sindicato.

Por este motivo, el Sindicato de Comisarios presentó un recurso ante la sala de lo contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) contra la petición de la jefa superior de Policía de declarar desierta la plaza de jefe provincial de Las Palmas.

El auto dictado ahora por la sección primera de la sala de lo contencioso administrativo del TSJC reconoce que dos meses después de ser nombrado Ignacio Badenas en comisión de servicios comisario jefe provincial de Las Palmas se convocó concurso para la provisión del puesto, "participando en él, lógicamente", pero sin embargo se acordó "sin ninguna explicación, declarar desierta la plaza convocada".

El tribunal explica que "el mismo órgano que propuso" a Badenas, delegado regional del SC, para ocupar la plaza de comisario jefe provincial propuso "sin una motivación concreta" que se le cesara en dicho puesto, "sin que tampoco pueda optar al que anteriormente ocupaba, al haber sido adjudicado en un concurso paralelo a otro comisario".

Y en este otro comisario, añade el TSJC, "concurre la particularidad de encontrarse afiliado al mismo sindicato" (el SUP) que la Jefa Superior de Policía de Canarias, que fue "quien instó el nombramiento de Badenas en comisión de servicios para desempeñar el cargo de comisario provincial, y que tres meses después propuso su cese".

Para el Tribunal Superior de Justicia de Canarias, "la contradictoria actitud de la Administración podría poner de manifiesto una actuación lesiva del derecho fundamental de la libertad sindical" de Badenas.

Los magistrados acceden a adoptar las medidas cautelares porque consideran que "es más fácil reparar las consecuencias perjudiciales que pueda producir la suspensión, si al final se desestima el recurso, que las de su ejecución si luego fuera estimado".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha