eldiario.es

9

ENTREVISTA | Rafa Mayoral, diputado de Podemos

“Las cloacas son producto de la impunidad del franquismo y de esas élites corruptas que creen que el Estado es de su propiedad”

El diputado de Podemos participa en un acto en Las Palmas de Gran Canaria este miércoles sobre las cloacas del Estado y el jueves acude a Santa Cruz de Tenerife para hablar sobre pensiones

La conspiración del juez Salvador Alba contra Victoria Rosell “ha sido una de las cosas más graves que han pasado en las últimas décadas en nuestro país”

"La sentencia del proces es injusta y que los líderes catalanes permanezcan en prisión no va a ayudar a la resolución de conflicto”

"Nos parece muy bien que se lleven la momia, pero creemos que la mayor vergüenza en estos momentos es que siguen caminando libres por la calle Martín Villa o Billy El Niño cuando han sido responsable de crímenes de lesa humanidad”

- PUBLICIDAD -
Rafa Mayoral, diputado de Podemos, en la sede de la formación morada en Las Palmas de Gran Canaria.

Rafa Mayoral, diputado de Podemos, en la sede de la formación morada en Las Palmas de Gran Canaria. Alejandro Ramos.

La conspiración del juez Salvador Alba contra la diputada Victoria Rosell, el falso informe PISA que trató de tumbar a Podemos o la investigación abierta por el juzgado de instrucción número 25 de Madrid a diputados de la formación morada, a pesar de estar aforados ante el Tribunal Supremo, tras respaldar una protesta de trabajadores de Alcoa serían ejemplos de alcantarillado sucio del Estado. Así lo entiende uno de esos diputados investigados Rafa Mayoral (Madrid, 1974), quien asegura que estas son solo algunas de las consecuencias que demuestran que "las cloacas siguen funcionando".

El candidato de Podemos al Congreso de los Diputados por Madrid explica que el objetivo de las cloacas es “decidir el gobierno del país al margen de la elección popular". Son “producto de la impunidad del franquismo y de las élites corruptas que creen que el Estado es de su propiedad”. Y no tiene dudas en señalar que el máximo responsable, hoy en día, de que sigan actuando “con respaldo político” es el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

Este miércoles participa en un acto a las 19.30 horas en Las Palmas de Gran Canaria para hablar de las cloacas del Estado en el Club de Prensa Canaria, junto a Gloria Elizo, candidata de Podemos al Congreso de los Diputados por Madrid; Victoria Rosell y Meri Pita, candidatas por la formación morada al Congreso por Las Palmas; Alberto Rodríguez, candidato al Congreso por Santa Cruz de Tenerife; Carlos Sosa, director de Canarias Ahora y David Cuesta, periodista en Mírame TV.

El jueves estará a las 18.30 horas en la sede de Podemos en Santa Cruz de Tenerife para debatir sobre pensiones acompañado por Alberto Rodríguez y Gemma Martínez, viceconsejera de Derechos Sociales del Gobierno de Canarias.

Cuando se habla de las cloacas, ¿qué es lo primero en lo que piensa?

Que hay personas que sin presentarse a las elecciones quieren torcer la voluntad popular y atacar la democracia.

¿Qué opina de la conspiración del juez Salvador Alba contra la diputada Victoria Rosell?

Fue un ataque a la democracia. Ha sido una de las cosas más graves que han pasado en las últimas décadas en nuestro país. Que se conspire desde la judicatura en complicidad con las tramas mediáticas para evitar que una persona se pueda presentar a las elecciones y que una fuerza política pueda ganarlas, a ojos de cualquier demócrata, es un autentico escándalo. Lo increíble es que cuando se hizo el montaje, abriera telediarios y portadas durante muchos días, pero desgraciadamente, cuando se ha demostrado que todo era parte de una conspiración en contra de la democracia, no ha tenido el mismo eco.

¿Por qué no tuvo el mismo eco?

Porque las cloacas siguen funcionando. Fue un escándalo y mucha gente se debería haber pronunciado públicamente. Rafael Simancas (secretario general del Grupo Socialista en el Congreso) en un debate se permitió el lujo de insultar a Victoria Rosell asumiendo todas las tesis de la conspiración y sus disculpas han sido un tuit, simplemente, cuando es uno de los portavoces del PSOE. No se insulta en público y se piden disculpas de esa manera, lo que hay que hacer es entender lo que ha supuesto, la gravedad de los hechos. Desde hace mucho tiempo hay poderes, en complicidad con el poder económico que, obviamente, quieren impedir a todas costa que Podemos llegue al gobierno. Quieren decidir el gobierno del país al margen de la elección popular, quebrar la posibilidad de un proceso democrático.

Cuando se destapan determinados casos, como las cloacas del Ministerio del Interior o el falso informe PISA que trató de tumbar a Podemos, ¿no cree que es mucho más lo que se desconoce que lo que se conoce?

Sí, y añadiría algunos ejemplos más: que en nuestros despachos entren impunemente y graben en su interior, por ejemplo, en el Congreso de los Diputados. Y que esto no merezca ninguna sanción. O que haya cuatro diputados que están siendo investigados en un juzgado de instrucción fuera de los procedimientos legales. Las termitas están dentro y están subvirtiendo los procedimientos más básicos de la democracia. El problema es que son cuestiones estructurales que vienen desde hace mucho tiempo y no es casual que algunos, personas muy señaladas de las cloacas del Estado, estuvieran en la brigada político-social a finales del franquismo. Esto no deja de ser el producto de la impunidad del franquismo y de esas élites corruptas que durante tanto tiempo han creído que el Estado era propiedad suya.

Los diputados Yolanda Díaz, Rafael Mayoral y Antón Gómez-Reino se encaran a agentes de la policía durante la protesta, el pasado mes de marzo.

Los diputados Yolanda Díaz, Rafael Mayoral y Antón Gómez-Reino durante la protesta de los trabajadores de Alcoa, en marzo de 2019 frente al Congreso de los Diputados. Lito Lizana/ZUMA / Madrid

¿Cuánto de cloaca queda del franquismo?

Mucho. Pero el problema no es que quede cloaca, sino que el ministro del Interior se ponga del lado de las cloacas cuando considera regular que nosotros sigamos bajo investigación en un juzgado de instrucción salvando todos los procedimientos legales. Las cloacas siguen funcionando y el primer responsable de que existan, sin lugar a dudas, es Fernando Grande-Marlaska. Que al fin y al cabo es normal, porque es una persona muy conservadora y fue una de las grandes sorpresas en el Gobierno de Pedro Sánchez. Es un hombre de derechas de toda la vida.

¿Qué opina de las palabras de Fernando Grande-Marlaska, cuando afirmó que las cloacas ya no existen en el Ministerio del Interior desde que ocupa el cargo?

Se responde él mismo cuando le dicen que hay un juzgado de instrucción investigando a cuatro diputados y contesta que le parece que eso es un procedimiento legal.

¿Es un mal endémico de España o es común en otros países?

Ha habido momentos en los que en otros países los límites de la democracia vienen establecidos precisamente por el funcionamiento de tramas relacionadas con el poder económico y, al mismo tiempo, con parte del Estado y de la trama mediática para evitar que los procesos democráticos fueran limpios.

En Catalunya, ¿cuánto de cloaca hay?

Ahora mismo es difícil saberlo.

¿La investigación al abogado de Carles Puigdemont también lo es?

Que se haga en este momento, a priori, no huele bien.

¿Cómo luchar contra las cloacas?

Ampliando los espacios de libertad y acabando con los espacios de impunidad. Eso es una de las cuestiones fundamentales. El principal problema que tienen las cloacas es que se sienten impunes. Que tienen el respaldo político porque resultan funcionales. Y eso es una de las cuestiones más básicas. No puede haber impunidad.

Rafael Mayoral, diputado de Unidos Podemos, en una imagen de archivo.

Rafa Mayoral, diputado de Unidos Podemos, en una imagen de archivo. EFE



¿Qué papel han jugado los medios de comunicación, cuando los independentistas catalanes critican la “manipulación” de la prensa española y los nacionalistas tachan de “adoctrinamiento” la TV3?

Han jugado un papel muy vergonzoso, porque deberían controlar al poder. Y desgraciadamente, los grandes medios de comunicación están jugando un papel nefasto, justamente en el sentido contrario, intentando perpetuar determinadas cuestiones que no son sostenibles y mecanismos antidemocráticos. Pero ambas acusaciones son verdad. El principal problema es no entender que el derecho a la información es un derecho de la ciudadanía. Las propias televisiones públicas, que no reúnen los criterios de la deontología profesional, del contraste de las informaciones, de generar contexto para entenderlas. Vivimos permanentemente en una campaña de desinformación para intentar evitar que se puedan producir cambios.

¿Es posible reconducir el conflicto en Catalunya tras los disturbios?

Desgraciadamente la coyuntura no nos permite ver la complejidad de los problemas. En Catalunya hay una salida y es plurinacional, democrática, que debe basarse en la soberanía popular y en el derecho al autogobierno. Y el principal problema que tenemos es no reconocernos como pueblo plurinacional y plurirregional. Tenemos que ser conscientes de que si no somos capaces de asumirnos como somos, evidentemente se producen conflictos en los que es necesario pararse un momento, sentarse a hablar y pensar cuales son los marcos de participación democrática que queremos tener. Existe la posibilidad de hacerlo, pero es necesario ponerle voluntad y acabar con el partidismo en el que se piensa que enfrentar a unos contra otros puede tener réditos electorales.

¿Es favorable a una amnistía o indultos a los líderes catalanes que están en la cárcel?

Yo creo que la sentencia ha sido injusta y el hecho de que permanezcan en prisión no va a ayudar a la resolución de conflicto, que es político y debe tener soluciones políticas. En estos momentos, no es útil que estén en la cárcel aquellos que podrían sentarse al otro lado de la mesa para poder encontrar soluciones democráticas. Las soluciones judiciales lo único que hacen es agravar los problemas y no aportan ni una solución. Se debería hablar mucho más de política, pero nos encontramos en un momento en el que los que se llaman grandes defensores de España al final están insultando a nuestro país, porque están inflamando el conflicto con Catalunya para sacar un puñado de votos, mientras se esconden detrás de la bandera proclamándose patriotas, cuando en el fondo son unos vendepatrias. Es muy vergonzoso.

Este jueves participa en un acto para hablar de pensiones en Tenerife en un momento en el que los pensionistas se han movilizado desde el norte y desde el sur confluyendo en Madrid, ¿qué opinas de estas manifestaciones?

Fue una expresión de fraternidad popular y de defensa de los derechos de todos. Los pensionistas han dado un ejemplo de lo que es la necesidad de defender la dignidad de nuestro pueblo. Y es garantizar que alguien que no puede trabajar, va a tener un sustento. Están defendiendo derechos para todos y todas, mientras las entidades financieras están salivando por hincarle el diente al sistema público de pensiones. No se conforman con que el gobierno de turno les suba un año el IPC, sino que quieren que sea por ley, que se garanticen las fuentes y que haya posibilidad de que el sistema tenga futuro. Pero sobre todo plantean que es necesario mejorar el mercado de trabajo, que haya buenos salarios para que se pueda mantener el sistema público de pensiones.

Cartel sobre el acto que se celebrará este jueves en Santa Cruz de Tenerife para hablar de pensiones.

Cartel sobre el acto que se celebrará este jueves en Santa Cruz de Tenerife para hablar de pensiones.

¿Qué propone Podemos en este sentido?

Primero planteamos revertir lo que han sido las reformas anteriores, acabar con el factor de empobrecimiento, que se ha conseguido retrasar su aplicación hasta 2023, para revisar las cuantías de las pensiones futuras, que están a la baja en relación a la esperanza de vida. Hay que repartir mejor la tarta y el PIB. Garantizar la significación de las pensiones, es decir, que hay muchas personas que están cobrando unas pensiones con las que no se puede vivir y hay que garantizar el principio de suficiencia. 

La exhumación de Franco se producirá también ese día, ¿la considera un reclamo electoral?

Creo que se debe afrontar desde la normalidad, porque lo que no era normal es que estuviera allí la momia. Pero me parece muy feo utilizar el traslado de la momia en periodo electoral para intentar blanquearse la imagen. Sobre todo cuando siguen andando sueltos por la calle Martín Villa, que está reclamado por la matanza de Vitoria, donde murieron cinco trabajadores después del ametrallamiento de la Iglesia de San Francisco, por un juzgado en Argentina; y también otro reclamado como Billy el Niño, con el que, además de no cumplirse los requerimientos de la justicia argentina para que se le entregue por crímenes de lesa humanidad, se le mantienen honores, algo que debería avergonzar a cualquier demócrata. A nosotros y nosotras nos parece muy bien que se lleven la momia, pero creemos que la mayor vergüenza en estos momentos no es la momia, sino aquellos que siguen caminando libres por la calle cuando han sido responsable de crímenes de lesa humanidad.

¿Hace autocrítica tras las fallidas negociaciones entre Podemos y PSOE?

Comparto lo que ha planteado Pablo Iglesias, que hemos sido muy ingenuos. Hemos creído en algún momento que el PSOE se podía llegar a plantear gobernar con nosotros y ha sido mentira desde el minuto 1. El PSOE solo tenía una ambición: conseguir que PP y Ciudadanos le dieran la investidura. Hay algo que ha tenido poca repercusión y ha tenido mucha importancia, y es que el responsable de organización del PSOE le pidió formalmente por carta reciprocidad al PP, junto con el resto de diputados que se abstuvieron para dejar que gobernara Mariano Rajoy. Ellos quieren reavivar el bipartidismo y el principal problema que tenían era que el PP estaba dispuesto a darles la estabilidad económica, la social y la territorial, pero lo único que no estaban dispuesto a darles era la investidura. Y el PSOE pensó que nosotros podíamos ser los tontos útiles para que ellos pudieran articular recortes de derechos y libertades para nuestro pueblo, mientras acordaban con el PP en otra mesa.

El PSOE desciende, el PP aumenta, Vox y Ciudadanos se disputan la cuarta plaza, el conflicto en Catalunya… Ante este panorama ¿se arrepiente de que Podemos no llegara a un acuerdo con el PSOE?

Nosotros hicimos todo lo que se podía hacer, pero el PSOE no ha querido. Tenían muy claro quien podía gobernar en este país y eso lo decidía Ana Patricia Botin, el círculo de empresarios y la CEOE, que fueron los que dijeron que bajo ningún concepto nosotros debíamos gobernar. Tenían que formar un gobierno con Ciudadanos y, sino, se debían convocar elecciones. Pues en este país parece que quien decide lo que pasa en las instituciones no concurre a las elecciones. Y esto demuestra que no existía ninguna voluntad de gobernar con nosotros.

El secretario de Organización de Podemos, Alberto Rodríguez, afirmó que no tiene “ni la más mínima inquietud" por la candidatura de Más País, ¿qué opina?

Lo suscribo al 100%.

¿Y sobre la postura de Íñigo Errejón, dispuesto a dar el Gobierno al PSOE?

Es un problema suyo. Nosotros hemos ido a las instituciones a defender los intereses de la gente, no a entregar gobiernos a cambio de nada y mucho menos al PSOE, para que termine acordando con el PP.

¿Qué está en juego el próximo 10 de noviembre?

La posibilidad de defender los intereses de las mayorías frente a los grandes buitres financieros que creen que en este país no tienen que cumplir la ley, que tienen la posibilidad de subir los alquileres de forma abusiva, de entrar en nuestra industria, llevarse las subvenciones y salir corriendo o de ver como llenan los barrios populares de casas de apuestas. Hay que elegir qué queremos defender con nuestro voto y hay que optar entre pueblo o buitres.

Cartel del acto que se celebra este miércoles en Las Palmas de Gran Canaria sobre las cloacas del Estado.

Cartel del acto que se celebra este miércoles en Las Palmas de Gran Canaria sobre las cloacas del Estado.

- PUBLICIDAD -

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha