eldiario.es

Menú

La asociación ERTE promueve la donación en la Universidad de La Laguna

SANTA CRUZ DE TENERIFE

Enfermos Renales de Tenerife (ERTE) promoverá este jueves la donación de órganos y tejidos entre los estudiantes de la Universidad de La Laguna (ULL) con la instalación de varios puntos de información, que se ubicarán en el Aulario de Guajara y la Facultad de Ciencias Económicas.

- PUBLICIDAD -

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 23 (EUROPA PRESS)

Enfermos Renales de Tenerife (ERTE) promoverá este jueves la donación de órganos y tejidos entre los estudiantes de la Universidad de La Laguna (ULL) con la instalación de varios puntos de información, que se ubicarán en el Aulario de Guajara y la Facultad de Ciencias Económicas.

A lo largo de toda la mañana, en ambos puntos ERTE explicará a los estudiantes todo lo relacionado con la donación de órganos: qué es ser donante, quién puede serlo, cómo solicitar la tarjeta y otras cuestiones relacionadas con un proceso que salva vidas.

Del total de personas que solicitaron la tarjeta de donante a lo largo de 2010, un 59,4 por ciento eran mujeres y un 40,6 por ciento hombres; el 55 por ciento estaban solteras y un 31,6 por ciento casadas; las personas con edad comprendida entre los 18 y los 30 años supuso un 29,4 por ciento, y un 37,1 por ciento las que tenían entre 31 y 45 años. Por último, el motivo principal fue la solidaridad, escogido por el 78,6 por ciento; el segundo motivo (8%) fue pensar que ellas podrían necesitar un trasplante en algún momento.

MITOS, CREENCIAS Y MIEDOS

Los mitos, creencias y miedos están relacionados con la falta de información sobre el proceso de donación de órganos y/o tejidos; y pueden condicionar la respuesta del familiar que debe dar su consentimiento. Por eso es importante saber lo que opinaba el fallecido, para que verdaderamente sea la voluntad de éste y no la del familiar que toma la decisión la que finalmente se cumpla.

Ser portador de la tarjeta de donante permite a médicos y familiares estar informado de la voluntad del fallecido, pero esta tarjeta no es decisiva. Según la normativa vigente, la tarjeta de donante acredita una intención que debe ser corroborada por la familia, porque es ésta la que finalmente da o no su consentimiento. Sin embargo, está comprobado que tener la tarjeta de donante hace que muy pocas familias no respeten la voluntad de la persona fallecida.

A lo largo de 2010 hubo en Canarias 75 donantes y se realizaron 104 trasplantes renales (incluidos los 7 reno-pancreáticos y uno aislado de páncreas) y 36 hepáticos. La tasa de donantes por millón de población se situó en el 35,38.

Si bien es cierto que Canarias tiene un índice de negativa familiar (10%) inferior a la media nacional (18%), es necesario reducirlo. Debemos recordar que son numerosas las personas enfermas que esperan por un trasplante para salvar su vida y/o recuperar su salud; y que muchos fallecen en esta espera. Por eso debemos continuar con la labor de sensibilización.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha