eldiario.es

Menú

El Supremo eleva a 17 años y seis meses la pena para un hombre que mató a su pareja en El Médano

El asesino, que en la actualidad tiene 80 años de edad, acucilló en siete ocasiones a la víctima, una ciudadana rusa de 37 años

El alto tribunal estima el recurso de casación interpuesto por el Instituto Canario de Igualdad contra la sentencia del TSJC que había rebajado la condena a 14 años

- PUBLICIDAD -

El Tribunal Supremo ha estimado el recurso de casación interpuesto por el Instituto Canario de Igualdad contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) que había rebajado a 14 años de prisión la condena a un hombre que mató a su pareja de siete puñaladas en El Médano y eleva la pena hasta los 17 años y seis meses.

La sentencia condenó por un delito de homicidio y no de asesinato como hizo el jurado de la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife.

Según los hechos probados, el 15 de marzo de 2010, "Fernando Oreste Trujillano Arbaiz, que entonces tenía 75 años, agredió a la víctima con intención de matarla y empleando un cuchillo, le causó siete heridas inciso penetrantes, una de ellas en la axila izquierda que atravesó la cavidad torácica, causándole la muerte".

El acusado y la víctima, la ciudadana rusa, Alla Tyshkevich, que tenía 37 años, en el momento del fallecimiento, se conocieron en 2005 y habían mantenido una relación de pareja estable, conviviendo en el domicilio, con alguna intermitencia, hasta febrero de 2010.

La Sala de lo Penal confirma la decisión del jurado, que condenó por un delito de asesinato,  y en su sentencia afirma que " La acción de acuchillar siete veces seguidas a una mujer desarmada, hasta causarle la muerte, cuando se encontraba embriagada y aturdida por los golpes ya recibidos con anterioridad, constituye de modo manifiesto un asesinato y no un homicidio con abuso de superioridad".  

La sentencia concluye que "el acusado actuó con alevosía porque era consciente de la indefensión de la víctima y se aprovechó de ella, empleando un cuchillo y reiterando las cuchilladas en zonas vitales para asegurarse del resultado criminal sin posibilidad de reacción defensiva por parte de su víctima".

El Supremo le imponen también al acusado, "las prohibiciones de aproximarse a menos de quinientos metros de la madre de la víctima, Grigorievna Tyshkevich, sus persona, domicilio, lugar de trabajo o de cualquier otro que frecuenten habitualmente, por un tiempo superior en diez años al de la duración de la pena de prisión impuesta".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha