La portavoz de Cs en Canarias, imputada por insinuar corrupción en su propio partido

La portavoz de Ciudadanos en el Parlamento de Canarias, Vidina Espino.

Continúa la crisis de Ciudadanos (Cs) en Canarias. La diputada y portavoz de Cs en el Parlamento de Canarias, Vidina Espino, deberá comparecer el Juzgado de Instrucción número uno de Las Palmas de Gran Canaria como investigada por la querella del exsecretario de organización de su partido Juan Amigó, a quien presuntamente injurió al insinuar que había orquestado un ¨tamayazo¨ en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, según informa Diario de Avisos.

Las acusaciones se dieron después de las elecciones locales y autonómicas de mayo de 2019, cuando fracasó la apuesta de Espino de un pacto hacia la derecha con Coalición Canaria (CC) y el Partido Popular (PP).

El ¨tamayazo¨ hace referencia al cambio de voto de dos socialistas de la Asamblea de Madrid que dio el poder a Esperanza Aguirre entre sospechas de presunto cohecho no investigadas por la Fiscalía.

De acuerdo con sus promesas electorales de cambio político, los dos concejales de la formación naranja en Santa Cruz de Tenerife, Matilde Zambudio y Juan Ramón Lazcano, facilitaron el pasado sábado 15 de junio la proclamación de la socialista Patricia Hernández como alcaldesa del municipio, desalojando a Coalición Canaria del poder después de 40 años.

Los dos concejales de Cs en la capital tinerfeña cumplieron los acuerdos a los que habían llegado con el Partido Socialista (PSOE) después de un largo proceso de negociaciones del que estaban al tanto Espino y la dirigente regional del comité de pactos Teresa Berástegui, según dicen poder demostrar los dos concejales. Zambudio y Lazcano aseguran que sólo a última hora antes del pleno ese mismo sábado, los concejales recibieron instrucciones por WhatsApp de que no dieran su voto a la candidata socialista, Patricia Hernández, y se votara a sí mismos para facilitar el triunfo del alcalde saliente, José Manuel Bermúdez (CC).

A pesar de ello, Espino afirmó que Juan Amigó compró a los dos concejales de la capital tinerfeña para que votaran la candidatura de Hernández a cambio de cargos como la concejalía de Urbanismo motivado por intereses urbanísticos propios.

Zambudio y Lazcano fueron expulsados de la formación a raíz de su pacto con el PSOE, una decisión que fue suspendida por la Justicia. Lazcano ha sido readmitido en el partido.

Cs pasó una situación similar en el Cabildo de Tenerife, donde el partido readmitió a dos consejeros que previamente había expulsado por su apoyo a la moción de censura para desalojar a CC de la corporación insular.

La admisión a trámite de la querella en contra de Espino llega en un momento crítico para la formación naranja, tras haber perdido a tres de los cuatro integrantes de su gestora en las Islas, además de a Mariano Cejas, primer coordinador del partido en las Islas y a Javier Amador, concejal en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, a las puertas de la V asamblea que decidirá el futuro del partido.

Etiquetas
Publicado el
4 de marzo de 2020 - 10:24 h

Descubre nuestras apps

stats