Cuarto día de rastreo en el chalé de Torres Baena

La Policía, ayudada por el Ejército, sigue este jueves buscando pruebas sobre la supuesta red de pederastia vinculada a un club de kárate en la capital grancanaria en el chalé del principal acusado, ubicado en el municipio grancanario de Agüimes.

Al igual que ocurrió desde que el lunes empezará el registro, están presentes en el interior de la vivienda el supuesto cabecilla de la red de pederastas Fernando Torres Baena y su compañera sentimental, María José G.P. Ambos están actualmente en prisión preventiva por estos hechos que investiga el Juzgado de Instrucción número 7 de Las Palmas de Gran Canaria y que afectaría a unas 60 víctimas, de las cuales 17 aún son menores de edad.

Fuentes policiales han indicado que la intención es continuar con los registros hasta que se haya inspeccionado de forma minuciosa toda la superficie del chalé en una búsqueda que podría estar motivada por la posibilidad de que existieran vídeos de los supuestos abusos a menores que se les imputan a los acusados o incluso restos de abortos.

El sumario de la causa apunta a que en el chalé podrían haber tenido lugar gran parte los abusos sexuales continuados a menores que se investigan, si bien hasta ahora estos registros no han aportado ninguna prueba que relacione a los acusados con estos delitos que se indagan tras denunciarse una supuesta red de pederastas vinculada a un club deportivo de Gran Canaria.

Fernando T.B. y su pareja permanecen en prisión provisional, al igual que otra de la monitoras del club de kárate, como presuntos autores de un delito continuado de abusos sexuales y de corrupción de menores, mientras que los otros tres imputados en el caso están en libertad.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats