eldiario.es

9

Podemos pide medidas para evitar que Tenerife propague la plaga de termitas: "No se ha calculado el riesgo que corren los montes de la isla"

El grupo de Podemos en el Cabildo tinerfeño critica la lentitud de las administraciones ante la magnitud del problema

Termita invasora ('Obrera de Reticulitermes sp.') hallada en Tacoronte

Termita invasora ('Obrera de Reticulitermes sp.') hallada en Tacoronte DAVID MORA

Fernando Sabaté, portavoz y consejero del grupo de Podemos en el Cabildo de Tenerife, ha advertido al Gobierno insular de CC-PSOE durante la comisión plenaria de Sostenibilidad y Medio Ambiente que “la lenta capacidad de reacción que están demostrando esta administración y el Gobierno de Canarias frente a la voraz plaga de termitas invasoras” que afecta a Tenerife, “está contribuyendo no solo a su propagación por esta Isla sino que, además, cada día que pasa aumenta el riesgo de que Tenerife contagie esta plaga a otras islas del Archipiélago, a la Península e incluso a otros territorios europeos”.

Sabaté explica al respecto que en la parte de Tenerife afectada por la plaga de termitas subterráneas de origen norteamericano Reticulitermes flavipes, “hay localizadas varias empresas que comercializan plantas dentro y fuera de esta Isla. “Las consejerías de Agricultura insular y autonómica deberían contactar de forma urgente con esas empresas para establecer los protocolos preventivos necesarios y garantizar que Tenerife no se convierta en propagadora de esta plaga, algo que tendría consecuencias muy graves que podrían comprometer gravemente la imagen y economía insular”.

El consejero de Podemos lamenta en ese sentido que el consejero insular de Agricultura, Jesús Morales, se ausentara de la comisión plenaria cuando se abordó el problema de las termitas. “No es admisible que un consejero del grupo de Gobierno falte o no esté presente durante la totalidad de las comisiones plenarias del Cabildo”, criticó dada la importancia de que se implique en este asunto.

Recuerda que la voracidad de este insecto invasor que, de momento, carece de depredador natural, que en nuestro territorio supone un grave riesgo ecológico, agrícola, paisajístico, patrimonial e incluso económico al afectar a viviendas, cultivos, plantas y árboles, celulosa, papel y textiles. “La magnitud del problema que afecta a Tenerife es tal y la reacción de las administraciones y organismos responsables tan lenta, que ni siquiera se ha calculado el riesgo que corren los pinares y montes de la Isla”. Y apunta que la estimación inicial del coste actual para afrontar esta plaga “ha pasado de un millón de euros a 10 millones, cantidad que podría aumentar cuando se estudie su grado de propagación”.

Algunas medidas adoptadas

Sabaté valora positivamente que desde que Podemos abrió debate formal sobre las termitas en el Cabildo, “haya habido algunos avances”. Recuerda que cuando preguntó por este asunto en la comisión plenaria de diciembre, el responsable de Medio Ambiente, José Antonio Valbuena, admitió que las primeras medidas empezaban a ponerse en marcha y que estaba pendiente la necesidad de establecer mecanismos de actuación coordinada y eficiente entre las administraciones implicadas.

“En la comisión de febrero nos ha detallado que ha habido reuniones de coordinación entre el Cabildo de Tenerife, el Gobierno de Canarias y los ayuntamientos de La Laguna y Tacoronte para estudiar los pasos a seguir”. Sin embargo, resalta, “no se ha incluido a Arona en esas reuniones a pesar de que la plaga de termitas también ha sido detectada en un establecimiento de Las Américas, varios medios de comunicación se han hecho eco de críticas sobre la falta de información y asesoramiento que padece la población afectada por estas termitas y, de hecho, ni siquiera ha sido declarada formalmente la existencia de esta plaga”.

“En definitiva –alerta Sabaté– queda mucho por hacer para tener mínimamente controlados estos insectos que, según parece, llegaron ya a Tenerife entre 2000-2004 y que han alcanzado categoría de problema grave, primero, por el fallo de los controles de entrada de especies a la Isla y, después, por la pasividad mostrada por las administraciones responsables hasta que este problema se ha hecho viral en los medios de comunicación y redes sociales”. “Esperemos que a partir de ahora primen la responsabilidad y el rigor político para garantizar el control de esta plaga antes de que su expansión y potenciales efectos resulten devastadores”, concluye el portavoz insular de Podemos.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha