eldiario.es

Menú

Dejen en paz a la familia de Sara y de Yeremi

- PUBLICIDAD -

En mi memoria está grabada la voz quebrada de Nieves, la habitación cargada de la ausencia de Sara, la hermana pequeña que miraba los dibujos de la tele mientras su madre hablaba con los periodistas, el rostro cansado de Sebastián que llegaba del trabajo donde todos le preguntaban por su hija, la abuela detrás de la ventana esperando noticias de la niña, la tía Lupe hablando con los de la imprenta para saber cuándo llegarían los carteles de la manifestación?

El 30 de julio de 2006 comenzó la pesadilla más larga de Nieves, pero también ha tenido mucho sueños. Apenas había pasado un mes cuando en Austria apareció Natascha Kapusch, la niña que había sido secuestrada cuando tenía diez años y que logró escapar de su captor tras ocho años de cautiverio. Nieves me comentó: "a lo mejor Sara se puede escapar algún día, yo no puedo perder la esperanza". Primero pensó que todo acabaría al final del verano, y encargó los libros de la chiquilla para el nuevo curso. Después soñó que aparecería en Navidad. Tras sufrir el fin de año más amargo Nieves se imaginó que Sara regresaría por su cumpleaños, pero el 24 de enero nadie tuvo que salir en Escaleritas a comprar las 15 velas para la tarta de Sara.

En medio de todos esos sueños iban pasando otras cosas. Dos meses después del cumpleaños de Sara el niño Yeremi Vargas desapareció en Vecindario. Nieves fue hasta Santa Lucía para solidarizarse con la familia de Yeremi. Cuando se iba a cumplir un año sin noticias de Sara otra adolescente, Fernanda Fabiola, desaparecía en el municipio tinerfeño de Arona. Nieves se solidarizó públicamente con la familia de la muchacha. Una semana después apareció el cadáver de Fernanda y Nieves volvió a derrumbarse. Seguimos sin saber nada de Yeremi ni de Sara, aunque la niña sigue apareciendo en los sueños de su madre. Hace poco Nieves oyó su voz en un sueño, Sara le decía "mamá tengo frío". La niña dormía en el suelo en algún rincón escondido.

Y ayer, 450 días después de la desaparición de Sara Morales y 240 días después de la desaparición de Yeremi Vargas, el nombre de los dos niños volvió a sonar en el parlamento canario. El portavoz de Coalición Canaria anunció la petición de una comisión de investigación sobre los casos de los niños desaparecidos. El parlamento canario no tiene competencias en este asunto. Si CC y el PP quieren exigir responsabilidades por la investigación policial de las desaparciones de niños en las islas, tienen diputados en Madrid que pueden preguntar en el Congreso al Ministro del Interior. Pero saben que esa noticia duraría sólo un día. Una comisión de investigación en el parlamento canario hace más ruido durante más tiempo. El encargado de anunciar esta comisión fue José Miguel Barragán. Mientras se celebraba la comisión del "caso eólico" durante la legislatura pasada le pregunté a Barragán si la creación de esa comisión iba a servir para algo, me respondió que no porque cada partido iba a utilizar las conclusiones de la comisión para defender sus propios intereses. Las declaraciones las pueden encontrar en el archivo de la Televisión Canaria, en el programa Parlamento que se emitió la temporada pasada.

Los objetivos reales de la comisión sobre los niños desaparecidos los adelantaba el periódico El Día. Según este diario esta comisión la pide CC para desgastar a los socialistas: "la constitución de dicha comisión buscaría ponerles en un aprieto en plena precampaña hacia las elecciones generales de marzo del año que viene, tanto en lo que se refiere a posibles errores en las investigaciones como en su negativa a la creación de una policía propia". Lo dice un periódico nada sospechoso de ser crítico con Coalición Canaria.

Si los diputados del PP y de CC necesitan unos eurillos en dietas para llegar a fin de mes, les propongo que creen otras comisiones de investigación: por ejemplo este sábado se podía leer en un periódico tinerfeño: "le quieren comprar a Paquito Padrón sus tres concesiones comarcales de Tenerife, que valen oro; pero, claro, Paco pedirá más que la deuda que tiene su actual canal con la Seguridad Social y con Hacienda". Podrían investigar, por ejemplo, si es cierto que en el concurso de la Televisión Digital Terrestre que acaba de fallar el gobierno canario se dio algún canal a alguna empresa con deudas en Hacienda y la Seguridad Social, lo que violaría las normas del propio concurso. Pero claro, investigar eso a lo mejor no da votos y puede provocar que se ganen enemigos.

Pero no quiero perder el tiempo expresando el asco que siento por el uso electorero del drama de dos familias canarias. Prefiero intentar las cosas por las buenas. No sólo te pido, diputado Barragán, que retires la propuesta de investigación sobre los niños desaparecidos. También te propongo la creación de una comisión alternativa, que podría servir para ganar unos euros más en dietas. Propongo una comisión para redactar la nueva Constitución de la futura Patria Canaria Libre e Independiente. En el tema de la bandera de siete estrellas verdes te apoyaré frente a la propuesta rojigualda y monárquica que te harán tus amados socios del PP. Pero yo te propongo el primer artículo de esa Constitución, que será de obligado cumplimiento por todos los cargos públicos y que entrará en vigor desde hoy mismo: "Prohibido jugar con el dolor de nuestra gente".

Juan García Luján

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha