eldiario.es

Menú

Los ciudadanos como problema

- PUBLICIDAD -

El sondeo del CIS fue realizado la semana siguiente a las elecciones de mayo, cuando todavía estaban las acampadas del movimiento 15 M. Más de un 70% de los ciudadanos simpatiza con este movimiento y con sus reivindicaciones. La primera cualidad que valoran en los políticos es la honradez (un79%), seguida de la eficacia (un 31% ) y la preparación (un 29%). Los ciudadanos consideran que la corrupción forma parte de la naturaleza humana, que siempre existirá y reconocen que la Administración no está persiguiendo suficientemente esta lacra.

La verdad es que las respuestas contradicen la rotunda victoria electoral del PP el pasado 22 de mayo. Salvo que sólo se entrevistara a los que se abstuvieron o votaron en blanco. Pero no fue así. Dicen que la crisis económica provocó que la gente votara con el estómago y no con la cabeza. Que se trataba de castigar a los que estaban gobernando. Pero en el caso de Canarias no fue así. Zapatero no aparecía en los carteles electorales. La propaganda estaba protagonizada por políticos profesionales que, en el caso de las islas, representaban sobre todo a los dos partidos considerados más corruptos de España.

Es cierto que los políticos de los grandes partidos se merecen esa desconfianza. Sobre todo los políticos profesionales que son auténticos actores que se toman la campaña electoral como una obra de teatro. Ahí tenemos los últimos espectáculos: en Cataluña el gobierno de Artur Mas que tanto criticó a los indignados y los llamó antidemócratas, que ha realizado (con el apoyo del PP) el mayor recorte de presupuestos sociales de la historia, se niega a recortar los salarios del gobierno y los altos cargos. En las islas el alcalde de Santa Cruz de Tenerife mantiene uno de los sueldos más altos de los alcaldes de España, el primer edil de Teror cobra lo mismo que Rodríguez Zapatero y dice que los ciudadanos lo votaron con ese sueldo, la primera medida del gobierno municipal de Telde fue nombrar tantos asesores como concejales y la segunda fue retirar las denuncias en los tribunales que les afectaban. Después de patear mercados y calles peatonales durante la campaña para acercarse a los ciudadanos, en cuanto logran sentarse en las poltronas muchos políticos (no todos) se dedican a tomar medidas en beneficio propio.

Pero no podemos decir que no lo esperábamos, porque se ha votado a los más sospechosos. Así que ya está bien de decir que los políticos son un problema, nosotros, los ciudadanos, somos el problema. Si vamos a votar a los que consideramos más sospechosos, si nos resignamos ante los peores datos en Empleo, Educación y Sanidad del Estado y le entregamos la mayoría del Parlamento canario a los dos partidos que llevaban 20 años en el poder, si nos tragamos la propaganda electoral y nos dejamos llevar por los que ocupan los medios de comunicación masivos y las carteleras gracias al patrocinio de los empresarios que luego le pedirán que les devuelvan el dinero con altos intereses. Si hacemos todo eso al final no votamos con la cabeza ni con el estómago, votamos con una cosa que tenemos situada al final de la espalda. Así nos va.

Otros artículos en el blog Somos Nadie

Juan García Luján

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha