eldiario.es

Menú

¡Que nos pidan perdón jueces y fiscales!

- PUBLICIDAD -

Ya somos 27. Por fin, no estamos solos. Que lo sepan los empresarios y políticos imputados y los periodistas que los defienden. Desde hoy no están solos. Nosotros los 22 empresarios del círculo, la gente de pasta, los que vivimos la crisis desde el lado de las oportunidades queremos decir a jueces y fiscales que ahora que tenemos a nuestra disposición al poder ejecutivo (al que apretamos el tosnillo cuando queremos), al poder legislativo (donde tenemos abogados disfrazados de parlamentarios para defender nuestros privados intereses, ese poder legislativo que tumba la iniciativa respaldada por 45 mil ciudadanos que no representan a nadie, que frena la investigación para pedir responsabilidades políticas a los que por acción u omisión provocaron una circunstancia que llevó a un empresario a ganarse por la vía judicial 92 millones de euros del presupuesto público ). Ahora que tenemos al poder ejecutivo y el legislativo a nuestro servicio, y que contamos también con buena parte del cuarto poder que apoyará nuestro comunicado, queremos decirle al poder judicial que debería de aprender de los otros poderes, y permitirnos multiplicar camas turísticas y negocios paralelos sin informes jurídicos favorables, sin tener en cuenta las leyes sobre el territorio o algunos artículos del Código Penal.

Por eso hoy nos hemos reunido en círculo para escribir este comunicado y decir que ¡ya esta bien! ¿Cómo es posible que tengamos unos jueces y fiscales que se han atrevido a investigar a uno de los nuestros y que, después de que se archive uno de los sumarios que tenía pendiente, no le hayan pedido perdón? A los radicales de siempre les parece mal todo lo que hacemos. El inocente Santiago Santana Cazorla pide al muy legal consejero de Política Territorial que apriete el tosnillo sobre los servicios jurídicos, y les parece mal. El inocente Santiago le pide a su abogado que le de al decente Luis Soria 100.000 euros "porque es la mejor forma de quitarse a este tío de en medio" y le pide que le haga una factura "por lo que sea" para justificar el pago de ese dinero, y a los radicales esta conversación les parece mal. El inocente Santiago le manda un regalo al honrado jefe de gabinete del presidente del gobierno y le ofrece trabajo bien remunerado cuando abandone el puesto desde el que atiende al mismo Santiago lealmente y les parece mal a los radicales. El socio del inocente Santiago lleva en su avión gratis al muy decente presidente del cabildo a dar un paseo a Austria y a Noruega y a los radicales les parece mal. Zerolo compra un acantilado público con dinero público a precio de oro y les parece mal. El honesto Soria compra con dinero municipal al inocente Santiago un almacén ruinoso al triple de lo que lo vendía el mismito Santiago y les parece mal. A los radicales no les gusta que los políticos aprieten el tosnillo cuando lo ordenan los grandes empresarios. Quieren un estado policial. Quieren pincharnos el teléfono a los ricachones para enterarse de nuestras decentes conversaciones con el poder político. Hacen juicios paralelos Cuando lo ideal son los juicios para-lelos: por ejemplo contar la historia al revés y exigir a los fiscales y los policías que pidan perdón por hacer su trabajo, por investigar a los sospechosos de incumplir el Código Penal. En esta carrera entre policías y presuntos delincuentes se trata de poner al público en contra de la policía, los fiscales y los jueces que no quieran hacer la vista gorda.

También queremos dar nuestro apoyo a los periodistas que estaban esperando un respaldo de esta gran masa social que somos los 22 empresarios del círculo. Que sepan que ya no somos en Canarias 7 gatos solamente, ya somos 27, los 22 del círculo, a los que hay que sumar PP Manolo el Humilde, Miguel Zerolo Concentración, Santiago Santana Cazorla y para mantener este edificio de la decencia, o de la presunción de decencia siempre hacen falta dos buenas columnas, cuyos autores estén dispuestos a bailar al son de nuestra música. No estamos solos. Con los autores de esas dos columnas periodísticas que ayudan a sostener este edificio de la decencia ya somos 27.

Hagamos como Onalia Bueno o como Esperanza Aguirre, montemos nuestros propios servicios de espionaje porque no podemos fiarnos de esta policía, de estos jueces y fiscales que no nos quieren pedir perdón. Y los que no apoyen este edificio de la decencia deben convertirse en sospechosos y ser tachados de radicales o de estar al servicio de ese catedrático de Derecho Constitucional que sabe mucho de leyes pero poco de tosnillos. Y en Bananaría los tosnillos y los jet privados influyen más que las leyes. Ya somos 27, pero en los próximos días se sumarán más. Quizá se sumen de 7 en 7 y punto, y pelota. Que pelotas del poder nunca han faltado en esta tierra.

Por eso sacamos este comunicado para que nuestros cronistas pierdan el miedo y digan públicamente que ellos y nosotros ya no tenemos miedo al poder judicial. Vamos a decirlo sin rodeos: queremos que se supriman el capítulo V (desde el artículo 419 al 427 sobre el delito de cohecho ), el capítulo VI (desde el artículo 428 al 431 sobre el tráfico de influencias) y el capítulo VII ( desde el artículo 432 a l 435 sobre el delito de malversación). Estos tres capítulos del Código Penal no deberían aplicarse en Bananaria. No a los juicios paralelos, sí a los juicios para-lelos: lapidación periodística para los conductores de furgonetas blancas o los pibes de los barrios y presunción de inocencia para los negociantes que por teléfono apretamos el tosnillo y si nos pinchan el móvil montamos en nuestro avión privado a los políticos que están tramitando nuestros asuntos y los llevamos a países nórdicos donde no hay satélites de la policía ni cajeros automáticos. En un juzgado de Barcelona un fiscal acaba de pedir una pena de año y medio de cárcel para un mendigo que robó media barra de pan. ¡Eso sí es un fiscal decente!, y no estos fiscales y jueces que se ponen a golisniar en las conversaciones entre los empresarios inocentes y decentes y nuestro querido gobierno canario. Nosotros, los 27 magníficos, empresarios, políticos y periodistas que cabemos en un círculo, decimos que ¡ya está bien! Confiamos en que con este comunicado nuestros columnistas puedan dormir tranquilos y el pueblo?¿el pueblo? El pueblo puede seguir durmiendo.

PD: Desde este lunes 2 de febrero CANARIAS AHORA RADIO cambia de dial y se puede escuchar sólo en la FM 98.2 y en www.canariasahoraradio.com o www.canariasahora.es . El programa "El Correíllo" se emite desde hoy de 8.30 de la mañana a 12 pm y su redifusión será por la tarde noche de 8.30 a 12. Estan invitados e invitadas a navegar en El Correíllo por el mar de la radio, contra viento y marea.

Juan García Luján

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha