eldiario.es

Menú

Repertorio renacentista para el órgano más antiguo de Canarias

BRU I SOLER OFRECERÁ UN CONCIERTO EN LA PALMA

El instrumento de la parroquia de La Encarnación tiene tubos originales del siglo XVII.

- PUBLICIDAD -

El órgano más antiguo de Canarias, que data de la primera mitad del siglo XVII, volverá a sonar el próximo sábado en la parroquia de La Encarnación de Santa Cruz de La Palma. Desde su restauración en Alemania en 2007, el Ayuntamiento de la capital palmera viene organizando anualmente el ciclo de conciertos La tecla encarnada con el fin de difundir las peculiares cualidades sonoras de este instrumento excepcional, uno de los pocos órganos de mesa que se conservan en España.

Bru i Soler en el órgano de La Encarnación.

Bru i Soler en el órgano de La Encarnación.

Está considerado como una auténtica reliquia del patrimonio instrumental del Archipiélago, con tubos originales del siglo XVII. "Organitos de calle, de procesión, no existe ninguno en Canarias, y los que hay en la Península se pueden contar con los dedos de una mano", asegura Rosario Álvarez, catedrática de Historia de la Música de la Universidad de La Laguna. "Cuando lo localicé, en la década de los noventa, todos sus elementos estaban tirados en el coro de La Encarnación y la caja de madera se utilizaba para guardar libros", recuerda.

Los trabajos de restauración del órgano, que se iniciaron en el año 2005, se llevaron a cabo en Alemania, en el taller del prestigioso organista Bartelt Immer. El convento de Santa Catalina de Santa Cruz de La Palma, fundado en 1624, fue el primer destino de este valioso instrumento musical. "Pudo llegar aquí entre 1630 y 1650 y, más tarde, en el siglo XIX, con la desamortización, pasó a la parroquia de La Encarnación", estima la profesora e investigadora Rosario Álvarez. Esta experta cree que el órgano fue construido en Sevilla por organeros flamencos que se instalaron en la capital andaluza en la segunda mitad del siglo XVI a causa de las guerras de los Países Bajos, que originaron crisis en la fabricación de instrumentos musicales.

El órgano se encuentra en la parroquia de La Encarnación, protegido por una urna especial para evitar su deterioro. Sólo pueden acceder a él el organista que lo afina y los concertistas que lo ejecutan.

El nuevo concierto del ciclo La tecla encarnada tiene lugar este sábado, a las 20.00 horas, a cargo del organista valenciano Vicent Bru i Soler. La actuación se dedicará de manera integral a obras musicales de los siglos XVI y XVII, muchas de ellas escritas indistintamente para órgano, clave u otros instrumentos de tecla, con piezas de Antonio Cabezón, Sebastián Aguilera, Francisco Correa o Pablo Bruna. "Un repertorio renacentista que se adapta a las características del órgano de La Encarnación, en especial por la pequeña extensión del teclado y su particular afinación", señalaron fuentes del Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma.

Vicent Bru i Soler ha interpretado conciertos de órgano y clave en España, Alemania, Bélgica e Italia. Destaca su colaboración con el grupo Música Liberata, abordando el legado musical barroco de Latinoamérica, y con la formación Magios Emsemble, conjunto especializado en el barroco y establecido en el Archipiélago. En la actualidad, Bru i Soler combina su labor concertística con la docente en el Conservatorio Superior de Música de Las Palmas de Gran Canaria.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha