eldiario.es

Menú

Larry amaga con la Casa Palacio

EL PORTAVOZ DEL PP QUIERE TAPAR LA GESTIÓN ANTERIOR

Dice el viejo adagio que un clavo saca a otro clavo. Siempre creímos que se trataba de una máxima expresamente pensada para las resacas, en aquellos tiempos en que se daba por bueno que dos bloodymarys eran el mejor remedio

- PUBLICIDAD -

Dice el viejo adagio que un clavo saca a otro clavo. Siempre creímos que se trataba de una máxima expresamente pensada para las resacas, en aquellos tiempos en que se daba por bueno que dos bloodymarys eran el mejor remedio para una mañana de tribulación y jaqueca. Pero no. También sirve para tapar las vergüenzas de aquellos partidos políticos que erraron por completo en su gestión y creyeron que iban a seguir gobernando para enmendar la plana y las trapisondas. Le pasa, por ejemplo, al PP en el Cabildo de Gran Canaria, que ha decidido pasar a la acción atribuyendo al actual grupo de gobierno las mismas debilidades, errores, patinazos, pelotazos y hasta presuntos delitos que muy probablemente les han sido generosa e irresponsablemente perdonado a ellos. Larry Álvarez ha empezado por la baja ejecución presupuestaria y, atención, va a seguir por la Casa Palacio insular.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha