eldiario.es

Menú

De la crítica al pito del sereno

LOS DIRIGENTES DEL PP SE CUIDAN DE EXTENDER SUS CRÍTICAS AL PSOE CANARIO

Tener que escuchar a dos dirigentes del Partido Popular criticar a alguien, a quien sea, por subir impuestos empieza a pasar de chiste malo a la grosería del peor gusto; y que digan que Rivero "se ha visto desbordado y ha reaccionado

- PUBLICIDAD -

Tener que escuchar a dos dirigentes del Partido Popular criticar a alguien, a quien sea, por subir impuestos empieza a pasar de chiste malo a la grosería del peor gusto; y que digan que Rivero "se ha visto desbordado y ha reaccionado tarde y mal", suena a estribillo propio de quien lo tararea. Luego vienen los eufemismos, los pleonasmos, las elipsis, y las boutade que el PP empieza a manejar con absoluto primor y gran destreza. Por ejemplo, llamar "profunda restructuración de la Administración pública" viene a ser, básicamente, adelgazar la administración despidiendo sin contemplaciones a trabajadores públicos con el único argumento del ahorro. Lejos de proponer una reforma que la convierta en eficaz y diligente, que evite las duplicidades, que reduzca la burocracia, que abarate costes y que coloque los excedentes de trabajadores donde hay carencias, el PP sólo mira para el dedo que apunta a la luna y pasa la guadaña por las relaciones de puestos de trabajo de toda la función pública, particularmente por la educación y por la sanidad. El dúo musicovocal al que tocó cantar ayer en la verbena del PP fue sumamente cuidadoso con personalizar esos desastres que denuncia en la figura de Paulino Rivero, dejando fuera de la verbena a José Miguel Pérez, al que tratan de colocar en ese purgatorio ficticio donde Soria coloca a los que ofrece una sociedad política para luego mandarlos a los mismísimos infiernos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha