Sobre este blog

Espacio de opinión de Canarias Ahora

Periodismo mercenario


2

El periodista Juan García Luján ha criticado en sus redes sociales el tratamiento que los medios de comunicación locales han dispensado a la noticia del procesamiento del hombre más rico de Canarias, Eustasio López, como presunto autor de dos delitos de prostitución de menores. Cuando el TSJC anunció el jueves el procesamiento del cabecilla de la red 18 lovas (con uve) y cinco personas más, entre ellas el citado empresario, me asombró que la noticia no existiera en la edición digital de Canarias7. La Provincia no sólo trató el tema sino que tituló por la yugular de la noticia: el procesamiento del dueño de Lopesan. Canarias Ahora también la difundió aunque optó por otro titular, como dice el periodista.

En su crítica, Juan pone el acento en la TVC, acusándola de un tratamiento descafeinado en sus informativos, aunque reconoce que el nombre de López sí se difundió en los cebos, lo que para un periódico es la primera página. Pienso que a los informativos de la tele pública les faltó un vídeo con el perfil del procesado ya que no es un empresario cualquiera, sino el dueño de la mayor cadena hotelera del archipiélago, la persona más rica de Canarias y está, según la revista Forbes, entre las 100 mayores fortunas de España. Pero en absoluto se le puede acusar de ocultar la noticia. Juan sabrá a qué se debe esa inquina que destila su crítica hacia la tele pública, en la que él precisamente es tertuliano en BTC, programa que trató el asunto de manera amplia el pasado viernes.

El caso 18 lovas lo conozco bien porque lo investigué cuando era editor del informativo regional de Antena 3 -posteriormente fui jefe de los servicios informativos de la cadena en Canarias tras el fulminante despido, por deslealtad a la compañía, de la actual diputada tránsfuga Vidina Espino-. Fui el primer periodista en localizar y mostrar las imágenes del chalé de las orgías, y cuando La Provincia dio la exclusiva de que Eustasio López era uno de los supuestos implicados, trabajamos duro para conseguir los 800 folios de la instrucción para confirmar que, efectivamente, figuraba el nombre del empresario. Y naturalmente, dimos la noticia al comprobar la veracidad de la misma. He tenido la fortuna de trabajar en cinco medios de comunicación, además de colaborar en otros, y ha sido en Antena 3 donde más libre he sido, aunque no tanto como ahora en mi rol de freelance. 

Sin embargo, el tratamiento informativo del procesamiento de López es una nimiedad comparada con el mayor ataque que ha sufrido –y está sufriendo- la libertad de expresión en las islas, sobre todo en Gran Canaria. Me refiero al control de la opinión pública al que está sometiendo el presidente del Cabildo, Antonio Morales, y su partido, Nueva Canarias, con el proyecto de construcción de una central eléctrica en el barranco de Arguineguín.

La oposición a dicho proyecto está silenciada, mientras que las bondades de la hidroeléctrica son amplificadas desde todos los foros gracias a una millonaria inversión publicitaria de dinero público. En reiteradas ocasiones –gracias a CanariasAhora-Diario.es, porque he sido censurado en otros medios- me he pronunciado contra Antonio Morales por la ausencia de un debate, con expertos internacionales, para definir cuál es el mejor modelo energético no sólo para Gran Canaria, sino para Canarias. Jamás he calificado de ecocidio este proyecto, aunque es obvio su impacto ecológico, y sé que será menos malo para el cambio climático que la situación actual, pero tengo dudas razonables de que sea la mejor opción. Y como Morales y NC han ocultado el debate, incluso en el seno del partido, seguiremos sin saber si el Salto de Chira es la mejor solución para combatir el cambio climático y facilitar la transición energética.

La maquinaria económica y mediática de Morales, además de difundir burdas mentiras sobre los intereses de la plataforma Salvar Chira Soria y condenar a la marginalidad económica al presidente de ese colectivo, el arqueólogo Julio Cuenca al cerrarle grifo a sus investigaciones en Risco Caído y las montañas sagradas –Cuenca fue el descubridor de ese emblemático yacimiento que ha llevado a la isla al olimpo del Patrimonio de la Humanidad-, chantajea a medios de comunicación. El último caso lo denunció Onda Guanche: “Nos prometieron publicidad con la condición de que no difundiéramos opiniones contrarias al proyecto”. Onda Guanche no aceptó y eligió la dignidad antes que el dinero.

Sobre este gravísimo asunto, Juan García Luján no se ha pronunciado jamás. Ni si le espera. Está en la nómina de Nueva Canarias y de Antonio Morales. El propio Morales me lo confesó en 2015 cuando le pregunté si era cierto que había fichado a Luján para el gabinete de prensa del Cabildo. “Para el gabinete no, pero sí para asuntos de comunicación relacionados con la presidencia”, me dijo el exalcalde de Agüimes cuando teníamos una buena relación profesional. Dos semanas después de esa conversación se hacía oficial el fichaje del periodista por parte del ayuntamiento de Santa Lucía de Tirajana, gobernado por NC. Y desde entonces, tal vez antes, García Luján se convirtió en uno de los escribientes de los farragosos artículos dominicales del señor Antonio Morales.

Rectificación de Juan García Luján

Acogiéndose a su derecho, la persona aludida en este artículo, Juan García Luján, ha remitido al director de este periódico el siguiente texto, que reproducimos íntegramente:

"Estimado Carlos Sosa:

Supongo que no has tenido oportunidad de leer el artículo que Luis Socorro publica en tu periódico, bajo el título “Periodismo mercenario”. Tú sabes Carlos que yo trabajo en el Ayuntamiento de Santa Lucía de Tirajana como funcionario interino tras un concurso de méritos. Y que he trabajado  en el Ayuntamiento estando Nueva Canarias en el gobierno municipal y Nueva Canarias en la oposición. Por tanto es una falsedad lo que afirma Socorro cuando dice:  “Sobre este gravísimo asunto, Juan García Luján no se ha pronunciado jamás. Ni si le espera. Está en la nómina de Nueva Canarias y de Antonio Morales”. Es absolutamente falso que yo haya cobrado o cobre de Nueva Canarias ni de ningún otro partido político y eso lo sabe Luis Socorro. Trabajé como autónomo con un contrato menor durante el primer año de la presidencia de Antonio Morales, como asesor en textos y comunicación. Desde entonces no he tenido ninguna vinculación laboral con el Cabildo de Gran Canaria ni con el señor Antonio Morales. Añade Luis Socorro que Morales le habló de mi ‘ fichaje’ en el Cabildo “en 2015” y que “dos semanas después de esa conversación se hacía oficial el fichaje del periodista por parte del ayuntamiento de Santa Lucía”, algo que también es falso porque no fue un “fichaje” ni  me pudieron “fichar” en 2015 en el Ayuntamiento porque entré por un concurso de méritos  cuya convocatoria se publicó en el Boletín Oficial de Las Palmas y en la prensa canaria en marzo de 2016, y me incorporé cuando se resolvió en concurso tres meses después. Por tanto las afirmaciones de Luis Socorro son falsas, y Luís Socorro sabe que son falsas porque estando Socorro  como colaborador de  la Plataforma Salvar Chira Soria en febrero de este año subieron un artículo de Antonio Morales a su Facebook y me atribuyeron a mi su autoría. Les envié un correo a sus portavoces solicitando rectificación e informándoles que yo no tenía ninguna vinculación laboral ni monetaria con el Cabildo de Gran Canaria ni con su presidente, y retiraron la publicación, se originó un debate interno en la plataforma por aquella guerra sucia contra mi persona que acabó con la salida de Luis Socorro de la Plataforma. Por tanto, las falsedades recogidas en ese artículo simplemente pretenden dañar mi imagen y mi credibilidad y solicito rectificación de las mismas".  

Sobre este blog

Espacio de opinión de Canarias Ahora

    Autores

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats