eldiario.es

Menú

Makaila Nguebla

- PUBLICIDAD -

Los amigos de la asociación canario-africana "Puente Humano" relatan en su blog la situación del joven periodista chadiano Makaila Nguebla, que huyendo del dictador de su país, Idriss Déby, recaló en Túnez, donde fue expulsado por orden del tirano, huyendo a Senegal, donde también fue expulsado por orden del sátrapa, deportándolo las autoridades senegalesas a Guinea Conakry el pasado 7 de mayo, en donde Makaila y muchos tememos que este periplo pueda terminar fatalmente.

Idriss Déby, el presidente del Chad, carece de la fuerza que otorgan unas elecciones limpias pero las potencias occidentales lo sostienen por lo dadivoso que es repartiendo con ellos los recursos naturales que tiene su país. Con sus barriles de petróleo y la estrecha colaboración de Francia hace lo que le plazca dentro y fuera del Chad, ordenando, por ejemplo, la suerte de Makaila. Idriss Déby es un tirano ególatra y engreído, un dictatorzuelo de los que tanto le place a la francafrique, el contubernio con el que La Francia de la liberté, egalité y fraternité sigue explotando los recursos naturales de los países africanos, en una genuina versión de un fundamentalismo que ha hecho tanto daño como el religioso, pero que no se denuncia en los medios de comunicación: el neocolonialista.

Hace unos años un periodista camerunés, que desempeñaba con la misma dignidad que Makaila su profesión, confesó, en unas jornadas organizadas en Bamako, su temor a que su gobierno lo asesinara cuando volviera a su país. A los pocos meses fue tiroteado en las calles de Doula. Sucesos como este ocurren con demasiada frecuencia en Africa y Makaila Nguebla lo sabe pero, a pesar del miedo que infunde esta realidad, no ha amainado la fuerza del periodista chadiano por denunciar y combatir desde su blog las injusticias que se comenten contra el pueblo chadiano.

Puente humano está promoviendo una campaña para que España le otorgue asilo político a este luchador por la libertad. Es la oportunidad para que aquellos sectores de la sociedad canaria que siempre han apostado por acercarse a África de manera solidaria, reclamen al gobierno del Estado protección por la vida de una persona que el único delito que ha cometido ha sido ejercer su profesión con honestidad.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha