eldiario.es

Menú

La fiscal eleva la petición de pena para Zouhier y rebaja la de Ghalyoun

EL TRIBUNAL POR LOS ATENTADOS DEL 11-M ABSUELVE DE VIVA VOZ A BELHADJ

- PUBLICIDAD -

La Fiscalía elevó este lunes la petición de pena para el acusado Rafá Zouhier de 20 a 38.958 años, al estimar ahora que fue "determinante" para la obtención de los explosivos del 11-M, mientras que retiró la acusación a Basel Ghalyoun como autor material, por lo que de reclamar para él 38.654 años pide ahora 12.

Así lo anunció la fiscal Olga Sánchez al exponer sus conclusiones definitivas en la cuadragésimo quinta jornada del juicio del 11-M, en la que el resto de las acusaciones también desgranaron las conclusiones finales a las que han llegado respecto a los 29 acusados en función de las pruebas practicadas durante la vista oral. Tras escuchar las conclusiones de la Fiscalía y del resto de las acusaciones, que retiraron la acusación de Brahim Moussaten, sobrino del acusado Youssef Belhadj (uno de los presuntos ideólogos del 11-M), el tribunal que preside Javier Gómez Bermúdez absolvió de viva voz a este procesado y le anunció que estaba "libre de cargos".

Otro de los acusados a los que la Fiscalía aumenta considerablemente su petición inicial de condena es al procesado Otman El Gnaoui y pide para él 38.972 años de cárcel y no 24 como solicitaba inicialmente al considerarlo autor por cooperación necesaria de los atentados.

Acusaciones retiradas

Por el contrario, ha retirado completamente la acusación contra los procesados Javier González, El Dinamita, (relacionado con la trama asturiana) y Brahim Moussaten "al no haber quedado suficientemente esclarecido" su participación en los hechos.

Además mantiene como autores intelectuales de la masacre a los acusados Rabei Osman El Sayed, El Egipcio, Hassan El Haski y Youssef Belhadj y como materiales a Jamal Zougam y Abdelmajid Bouchar, a quienes aumenta su petición inicial de casi 40.000 años debido a la cifra definitiva de heridos que, aunque en un principio era de 1.824, un forense precisó en el juicio que esa cifra asciende a 1.841. Por este mismo motivo, la asociación 11-M Afectados por el Terrorismo, que preside Pilar Manjón, elevó su petición de penas de 389.752 años de cárcel para los 29 acusados a 391.464 para 28 de ellos, tras retirar la acusación a Brahim Moussaten.

La Asociación Ayuda a las Víctimas del 11-M elevó considerablemente la petición de pena para Trashorras y Antonio Toro y pasó de solicitar 402 años para el primero a 39.510, y de 23 para su ex cuñado a 39.505 años, y retiró la acusación a Basel Ghalyoun, ya que la testigo que le había identificado en un principio dijo en el juicio que la persona que vio en uno de los trenes era el huido Daoud Ouhnane. Este colectivo, que preside Ángeles Domínguez, siguió sosteniendo en sus conclusiones finales que ETA intervino en los atentados al asegurar que se emplearon dos tipos de explosivos en la masacre: Goma 2 ECO y Titadyne, la dinamita habitual de esta organización terrorista.

Por su parte, la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) estimó que no ha quedado acreditado que el 11-M "tuviera lugar por el designio de ninguna organización terrorista, fuera cual fuera su orientación" y que sí ha quedado demostrado que "gran parte de los imputados" estaban "colaborando con diferentes fuerzas policiales". Retiró la acusación contra varios miembros de la llamada trama asturiana -Sergio Álvarez, Javier González, Iván Granados y Antonio Iván Reis-, y solo la mantiene para Trashorras, los hermanos Antonio y Carmen Toro, Emilio Llano (ex vigilante de Mina Conchita) y Raúl González, así como la de los hermanos Moussaten y dejó de imputar a Rabei Osman El Sayed, Mohamed El Egipcio, la autoría intelectual del 11-M, aunque le mantiene la acusación como autor material.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha