eldiario.es

Menú

Clavijo y Dávila 'enfrían' las esperanzas del PSOE de que parte del IGTE vaya a inversión sociosanitaria

El presidente del Gobierno canario insiste en que los 163 millones no se destinarán a infraestructuras que "generen un posterior aumento de gasto público"

"Es muy productivo atender a la gente enferma, a los afectados por la dependencia. Es estratégico invertir en Educación", afirmó Román Rodríguez

"Clavijo intenta tomarnos el pelo porque cree que los pobres de Canarias nos chupamos el dedo", recalcó Noemí Santana

"Nunca una magnífica noticia ha generado tantos problemas, enfrentamientos y divisiones", espetó el popular Jorge Blanco

- PUBLICIDAD -
Rosa Dávila durante su intervención en el Parlamento de Canarias

Rosa Dávila durante su intervención en el Parlamento de Canarias Parlamento de Canarias / Santa Cruz de Tenerife

La polémica sobre el destino de los 163 millones del extinto Impuesto General sobre el Tráfico de Empresas (IGTE), que incluso a hecho mella entre los dos socios que sustentan al Gobierno de Canarias, ha vivido un nuevo capítulo en el Parlamento de Canarias, con el añadido de que los socialistas han pedido a la consejera de Hacienda, Rosa Dávila, lo que hasta ahora solo habían hecho a través de los medios de comunicación: que parte de ese dinero se destine a inversiones sociosanitarias.

Una petición que ha caído, de momento, en saco roto, pues el propio presidente, Fernando Clavijo, se había encargado en la sesión matinal de control al Ejecutivo en insistir en que ese dinero "irá a inversiones en infraestructuras que no generen posterior aumento de gasto público". Una tesis que, por la tarde, se encargó de explicar la titular de las Arcas autonómicas:"un centro sociosanitario genera luego un gasto de personal" que la parte nacionalista del Ejecutivo no considera necesario acometer a cuenta de los recursos del IGTE.

Tanto Clavijo como Dávila han insistido en que los ejes de los 163 millones serán la creación de empleo, el conocimiento (I+D+i) y las infraestructuras ligadas al Eje Transinsular de Transportes y a los planes hidrológicos, aunque el portavoz socialista Ignacio Álvaro Lavandera ha pedido "flexibilidad" a sus socios del Gobierno para incluir "plazas sociosanitarias". 

Lavandera, que negó que exista un enfrentamiento entre CC y el PSOE sino una "confrontación de ideas", insistió en que "toca fijar prioridades, es el momento del diálogo, no del enfrentamiento" pues los fondos del IGTE "se pueden emplear "sin ningún problema" en crear nuevas plazas sociosanitarias en el ámbito de la discapacidad y de la dependencia", ya que es "un destino que encaja perfectamente" en los esquemas del Plan de Desarrollo ideado para los próximos diez años.

Lavandera ha argumentado que priorizar la inversión en salud pública y atención sociosanitaria es coherente con el cambio de la sociedad canaria, cada vez más envejecida, "por lo que será necesario más personal para su atención, y ahí está uno de los nichos más importantes de creación de empleo estable y con buenos salarios, según ha dicho la propia la Unión Europea".

Pero la consejera Dávila ha continuado impertérrita ante los argumentos de sus socios, recordando que los proyectos, que serán gestionados por los cabildos tras escuchar a los agentes sociales y a los ayuntamientos, tendrán en cuenta la inversión en desarrollo e innovación, infraestructura pública y las políticas activas de empleo, pero nunca se vincularán a planes sociales. 

Y en las mismas tesis se instaló el portavoz nacionalista, José Miguel Ruano, al recordar que la Estrategia Inteligente financiada por la Unión Europea, permitirá hacer un plan de desarrollo para el Archipiélago que consiga cambiar su actual modelo productivo y su despegue económico y social de las Islas tras la crisis. Una Estrategia en la que no se incluyen infraestructuras sociosanitarias.

"Conviene recordar que estamos debatiendo hoy un documento que ni siquiera tiene categoría de borrador, y no el Plan de Desarrollo, que será remitido al Parlamento en forma de comunicación para su debate", afirmó Ruano en lo que pudo ser un tímido intento de dejar 'la puerta abierta' a sus socios de cara al futuro.

Plan pomposo

El portavoz y líder de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, se alió con los socialistas al asegurar que "el acta de la Comisión Mixta dice que los 163 millones de euros deben ser para Sanidad, Educación y Servicios Sociales", y acusó a CC de "apuntarse a la visión de la derecha de que los servicios esenciales son improductivos".

"Es muy productivo atender a la gente enferma, a los afectados por la dependencia. Es estratégico invertir en Educación", afirmó Rodríguez.

En este sentido, afirmó que"¿cómo pueden 163 millones del IGTE cambiar el mundo y los 7.000 millones del Presupuesto no cambiar nada?", por lo que acusó a la parte nacionalista del Gobierno de haber elaborado "un pomposo" Plan únicamente con fines electoralistas.

Un argumento también esgrimido por la portavoz de Podemos, Noemí Santana, para quien el Plan basado en el IGTE es "una estrategia electoralista que solo sirve para intentar engañar a las personas".

Santana, que pidió al Gobierno "más valentía para arrancar al Estado los millones que debe a Canarias", acusó al presidente Clavijo de "intentar tomarnos el pelo porque cree que los pobres de Canarias nos chupamos el dedo".

"Nunca una magnífica noticia ha generado tantos problemas, enfrentamientos y divisiones. Han logrado tener en contra a todos, hasta a la propia vicepresidenta la tienen en contra, pidiendo dinero en los periódicos para la dependencia, y por lo visto sin que le hagan mucho caso", remachó, por su parte, el conservador Miguel Jorge Blanco. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha