eldiario.es

Menú

Una cofradía y un asociación 'scout', expulsados del colegio de Nava

EL TRIBUNAL SUPREMO DA LA RAZÓN A LOS RELIGIOSOS PROPIETARIOS

Varias dependencias del inmuble estuvieron ocupadas durante casi 60 años.

- PUBLICIDAD -

La Fundación Canaria Patronato de Nava de Escuelas Católicas vinculada a la orden religiosa Hermanos La Salle ha conseguido tras largas batallas judiciales expulsar del conocido colegio de Nava situado en el número 9 de la calle Obispo Redondo de La Laguna a la Cofradía Nuestro Jesús Nazareno y Nuestra Señora de La Soledad y a una asociación de Scout que venían ocupando varias dependencias desde el año 1953 en el primer caso y desde 1992 en el segundo. El Tribunal Supremo (TS) finalmente se ha puesto al lado de la Fundación y considera probado que la Cofradía nunca pudo adquirir la propiedad a la vista del tiempo transcurrido, consignando que por lo menos hasta 1982 continuó disfrutando de la posesión de las dependencias "por mera tolerancia de los Hermanos de La Salle sin que hasta dicha fecha pueda hablarse de posesión civil sino de mera detentación y en concepto de precario".

Fachada del colegio de Nava. (CANARIAS AHORA)

Fachada del colegio de Nava. (CANARIAS AHORA)

El edificio mide más de 300 metros cuadrados y tal y como declaró el año pasado la Audiencia Provincial su propiedad recae en la orden religiosa como resultado de una herencia otorgada por la condesa de Nava en el año 1911. Por su parte la Cofradía alegó que habían disfrutado de la ocupación del inmueble de forma "pacífica, de buena fe y continuada" desde 1953 como resultado de la voluntad de la testadora de vincular el uso de este edificio a la figura de Jesús Nazareno, de manera que tanto el Patronato como la cofradía estaban íntimamente relacionadas. En el año 2000 la orden religiosa cedió la propiedad del inmueble en su totalidad a la Fundación educativa. En cuanto al grupo de scout se pudo demostrar que sólo llevaban disponiendo de estos locales desde 1992.

No prosperó el argumento de que las dependencias habían pasado a ser propiedad de las entidades que las reivindicaban ya que habían transcurrido más de treinta años desde que que fueron ocupadas, puesto que para ello se estima que es necesario demostrar que la posesión "no sea simplemente una tenencia material, o natural, sino que sea civil, es decir, la tenencia unida a la intención de hacerla como suya, en concepto de dueño". La Cofradía recordó que no fue el Patronato el que cedió el uso de los locales sino el obispo y que durante todo este tiempo han asumido el pago de los correspondientes impuestos y su mantenimiento, aunque no se abonó nunca un alquiler. La Audiencia, sin embargo, rechazó estos argumentos ya que considera que la mera voluntad de la persona que otorgó la propiedad de la vivienda no tiene una relación directa con la cesión a la Cofradía y mucho menos trascendencia civil.

"Efectivamente consta acreditado que la Cofradía y la advocación a Jesús Nazareno aparece estrechamente unidos al colegio de manera que la creación de esta aparece como un deseo de vinculación de los alumnos del colegio con la celebración de la Semana Santa y el culto al Nazareno y es en ese sentido, como debe entenderse que fueron los Hermanos de la Salle los iniciadores de la cofradía como expresión de su voluntad de unión de esta entidad con el colegio. De esta manera, aparece íntimamente unida a la entidad educativa la creación de la cofradía sin que esa unión o dependencia se aprecie respecto del Patronato", indicaron los miembros de esta última entidad ante los tribunales sin éxito. En cuanto a los scouts la Audiencia considera probado que hubo una asociación juvenil que ocupó los locales de la década de los años setenta pero en concreto este grupo sólo pudo hacerlo después de 1992 que fue cuando se creó, con lo cual decaen sus argumentos. De hecho, los scouts ni siquiera recurrieron la sentencia de la Audiencia ante el Supremo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha