eldiario.es

Menú

Las Palmas de Gran Canaria proyecta un centro deportivo en La Ballena para 12.000 usuarios

El Ayuntamiento ha presentado este lunes el estudio de viabilidad, el paso previo a la licitación del proyecto final, un proceso que se espera poner en marcha este mismo verano para iniciar las obras en otoño próximo

La fórmula que se propone para la explotación del nuevo centro es la gestión indirecta. El Ayuntamiento pretende adjudicar a alguna empresa del sector la concesión temporal, de 15 a 25 años

- PUBLICIDAD -
Proyecto de pabellón deportivo en La Ballena.

Proyecto de pabellón deportivo en La Ballena.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria proyecta en el barranco de La Ballena y en la avenida de Escaleritas un nuevo centro deportivo con gimnasios, canchas y piscinas para atender las necesidades de deporte y ejercicio de los más de 100.000 habitantes del barrio de Ciudad Alta.

El alcalde, Augusto Hidalgo, y el concejal de Nuevas Tecnologías y Deportes, Aridany Romero, han presentado este lunes el estudio de viabilidad encargado por el Ayuntamiento que certifica la rentabilidad social y económica de edificar en esa zona de la ciudad.

Hidalgo ha adelantado que esta misma semana será publicado en el Boletín Oficial de la Provincia el estudio de viabilidad, ya que ese es el paso previo a la licitación del proyecto final, un proceso que se espera poner en marcha este mismo verano para iniciar las obras en otoño próximo.

Hidalgo ha comentado que la fórmula que se propone para la explotación del nuevo centro es la gestión indirecta, que el Ayuntamiento pretende adjudicar a alguna empresa del sector la concesión temporal -de 15 a 25 años- del nuevo centro deportivo para que asuma el coste de la construcción.

Aunque las características del centro estarán sujetas al proyecto constructivo del mismo, el Consistorio prevé que el centro cuente con varias salas para la práctica de disciplinas deportivas como musculación y actividades dirigidas (yoga, pilates, spinning), para otros deportes como tenis o pádel, y se complete con una zona para deportes acuáticos.

En ese sentido, la estructura del nuevo centro deportivo de La Ballena será similar a la de otras instalaciones con piscinas ya funcionan en el municipio como la de Las Rehoyas, La Cícer o Tamaraceite.

Según el estudio de viabilidad presentado la ratio de instalaciones deportivas de este tipo, con gimnasio y piscinas es de una por cada 100.000 habitantes en las grandes ciudades.

Por esta razón, y atendiendo a la población de Las Palmas de Gran Canaria y a la población flotante de la ciudad, un cuarto centro deportivo de esta entidad tiene perfecta cabida en el municipio, y es viable económicamente.

Ese estudio recoge que el radio de acción de este nuevo centro deportivo en la zona de Ciudad Alta podría atraer a cerca de 12.000 potenciales usuarios, lo que garantiza su rentabilidad.

La explanada donde se recomienda la construcción del nuevo centro está incluida dentro del Parque Deportivo La Ballena, con una extensión total de 140.000 metros cuadrados.

La instalación deportiva nueva ocuparía algo más de 16.000 metros cuadrados de ese sistema general, en una parcela de propiedad municipal situada junto a la avenida de Escaleritas, un espacio que tradicionalmente se cede para la ubicación de los circos que se instalan de forma provisional en la ciudad.

El informe añade que con este centro se lograría completar el Parque Deportivo La Ballena con nuevas instalaciones que compensen a aquellas previstas inicialmente pero que, debido al mal estado del terreno, tuvieron que ser eliminadas.

Para la construcción del nuevo centro ya se ha realizado el estudio geotécnico previo y, a diferencia del terreno situado en el lecho del barranco, la parcela cuenta con todas las garantías de estabilidad de suelo.

El estudio de viabilidad estima que la inversión necesaria para levantar este nuevo centro deportivo es de 12,8 millones de euros que asumirá al completo la empresa que resulte adjudicataria de la concesión.

Asimismo, el estudio recomienda que el canon que la empresa concesionaria pagaría al Ayuntamiento sería de 25.000 euros anuales.

El edil Aridany Romero especificó que al ser esta una licitación pública el Ayuntamiento puede imponer el abanico de tarifas de los servicios, por lo que puede establecer precios sociales como ya está aplicándose en los otros centros deportivos en gestión indirecta, con un precio medio de 31 euros por abonado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha