eldiario.es

Menú

Las defensas del caso timesharing piden copias de la denuncia original

SUSPENDIDA LA DECLARACIÓN DE LOS IMPUTADOS

La acusación particular de Mindtimeshare asegura haberla entregado al juzgado en julio en un formato complicado de fotocopiar. El juez de Maspalomas cita a los siete encartados para el 3 de febrero.

- PUBLICIDAD -

Las defensas de los siete imputados en el caso timesharing, una supuesta trama de estafa en el mercado de las vacaciones compartidas en el Sur de Gran Canaria denunciada en verano pasado por la asociación Mindtimeshare, han solicitado al juzgado copias de la denuncia original que provocó las detenciones de julio pasado en el municipio de Mogán, para que así el juez pueda tomarles declaración con todas las garantías legales.

Así lo ha acordado este martes el magistrado Julio Luis Wood Rodríguez, titular del Juzgado de Instrucción número 2 de San Bartolomé de Tirajana, cuando decidió suspender la ronda de declaraciones de los imputados por presunta estafa, prevista para este día en las oficinas judiciales del Campo Internacional de Maspalomas, y señalar la misma para el 3 de febrero.

Los imputados habían anunciado su negativa a responder a las preguntas de la acusación en nombre de la asociación denunciante, después de que el juez cediera su turno sin formular ninguna. Fue entonces cuando el magistrado preguntó el motivo de por qué se negaban a contestar a los acusadores particulares, y se supo que carecían de copia alguna.

Los denunciantes aseguran haber entregado el original al Juzgado en el momento de iniciarse la operación policial, el 22 de julio pasado, pero el formato de la misma, con anexos incorporados en gruesos cuadernos con anillas, han hecho imposible su reparto en fotocopias, por lo que el juez ha pedido que sea digitalizada la denuncia original para el estudio por parte de las defensas.

Los acusados por Mindtimeshare y el Grupo I de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (UDYCO) del Cuerpo Nacional de Policía en las Islas aún no tienen en su poder la gran cantidad de documentos anexos a la denuncia, que ya desde el 28 de octubre pasado fue requerida por el juez para que pudieran ser examinadas por los representantes legales de los siete encartados en esta causa.

La misma comenzó con mal pie en julio pasado, cuando por medio de una denuncia de esta asociación la Policía dio por válido el contenido de la misma, que sitúa a los siete imputados en el centro de una trama organizada para estafar en masa a compradores de la modalidad de vacaciones compartidas, y aunque la Brigada de Policía Judicial decidió iniciar toda una operación en la que llegaron a ser detenidos hasta 76 personas, se tropezó con la negativa del juez, en un durísimo auto fechado el 24 de julio, para autorizar registros domiciliarios.

El juez argumentó su rechazo a los registros por haber sido presentado en su juzgado "más de seis horas después de que amaneciera el día en que pretendían llevar a cabo..." [fueron previamente ejecutados desde la noche anterior] y porque la investigación "ha consistido en hacer referencia a una serie de hechos en su mayoría prescritos, a otros que fueron objeto de un procedimiento judicial de instrucción ya sobreseído y a algunas diligencias previas no archivadas...".

Además, el magistrado llegó a afear al grupo de la UDYCO que su oficio 19.240 / 2013 que dio pie a la operación solo contiene "la incorporación por el sistema del corta y pega de una denuncia fechada el día 17 de junio de 2013, presentada por Mindtimeshare contra Voyages Travel, Lifestyel Holydays y Reclaimgc". Es esa denuncia de parte la que se va a sustanciar ahora, en cuanto las defensas tengan conocimiento de sus anexos, unas carpetas con cientos de folios en los que supuestamente figuran nombres de los presuntos estafados.

En julio, el instructor ya daba por inconsistentes buena parte de las 60 denuncias, al indicar en el auto que "de esos casos, en 42 se llegó a contratar y en el resto, no". En la actualidad, las presuntas estafas, que podrían quedar en meros litigios por la validez del contrato, se reducirían a menos de una veintena, después de haberse cotejado los presuntos nombres de los supuestos estafados.

Con estos precedentes, toda apunta a que el caso camine hacia su archivo por haberse dedicado la Policía al "copia y pega" al que alude el juez de una denuncia presentada por la asociación Mindtimeshare, la competencia de las mercantiles encausadas, Voyages Travel, Lifestyel Holydays y Reclaimgc.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha