Sobre este blog

El blog de Carlos Sosa, director de Canarias Ahora

La juez no ve el cohecho impropio

Coinciden la fiscal María Farnés Martínez y la magistrada instructora, Carla Bellini, en que no se ha podido probar el cohecho, el acto de sobornar a funcionario público para obtener a cambio un beneficio o una ventaja de la administración y, a ser posible, lucrarse. En lo que no coinciden las instructoras es en la existencia de un cohecho de grado menor, el impropio, que a juicio de la fiscal sí se produce en los regalos que en consideración a su cargo ofrece el empresario Ignacio González Martín al entonces alcalde de Santa Cruz de Tenerife Miguel Zerolo durante al menos cuatro años consecutivos. Son regalos de mucha enjundia, de gran valor económico, jarrones, joyeros, floreros... pero para la magistrada Bellini no pueden constituir delito esos presentes porque, en tal caso, incurrirían en el mismo ilícito otros personajes públicos que, según la investigación, también fueron objeto de similares atenciones, como Román Rodríguez, Adán Martín, siendo respectivamente en 2002 presidente y vicepresidentes de Canarias. Desde 2008 Martínez y Bellini se intercambiaron recursos sobre la cuestión, pero prevaleció el criterio de la magistrada y tampoco serán juzgados los imputados por cohecho impropio en la presente causa. Llámenle otra cosa si quieren, pero eso no, hagan el favor.

Sobre este blog

El blog de Carlos Sosa, director de Canarias Ahora

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats