Marlaska reconoce ahora que solo se han autorizado "traslados muy espóradicos" de inmigrantes vulnerables a la Península

El ministro del Interior Fernando Grande Marlaska, interviene durante una sesión de control en el Pleno del Senado.

Europa Press

0

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha afirmado que únicamente se ha dado autorización a traslados "muy esporádicos" de inmigrantes desde Canarias a la Península para "personas vulnerables o susceptibles de ser acreedoras de protección internacional" y que el número ha sido "muy limitado".

Grande-Marlaska se ha trasladado este viernes a San Sebastián, donde ha ofrecido una rueda de prensa para presentar el proyecto del nuevo centro penitenciario de Gipuzkoa y en la que se ha referido, a preguntas de los periodistas, al desplazamiento de inmigrantes de Canarias a la Península.

El ministro del Interior ha asegurado que llevan dos años y medio haciendo una política migratoria que ha permitido reducir la entrada de inmigrantes irregulares por vía marítima "en un 50%" durante el año pasado, "reducción que continuaba en esos términos y ampliándose durante los primeros meses de este año".

Grande-Marlaska ha indicado que ahora hay una "urgencia" que abordar en Canarias, y ha señalado que parece que todo el mundo "obvia" que se está en una situación de pandemia por COVID-19, que ha tenido "una incidencia directa en las entradas en mayor número de inmigrantes", en especial, "en octubre y noviembre". En este contexto, ha recordado que "los países de origen de estas personas han tenido un problema socioeconómico muy importante", debido a la COVID-19, al tener "un músculo económico no tan importante" como el que puede tener Europa, lo cual "ha sido un elemento determinante" en estos movimientos.

En todo caso, ha aseverado que el Ministerio "únicamente ha dado autorización a traslados muy esporádicos a península desde Canarias" a "aquellos colectivos vulnerables o susceptibles de tener protección internacional".

Según ha indicado, para aquellos inmigrantes "que no son susceptibles de tener protección internacional, asilo" se está "volviendo a reiniciar las políticas de retorno a sus países de origen, cuando incluso las fronteras de exteriores de esos países siguen cerradas lo que implica necesariamente que hay política migratoria, relaciones bilaterales con esos países, trabajo directo real y efectivo".

"La política exterior en materia migratoria, cooperar al desarrollo de los países de origen y tránsito es esencial y principal y en eso estamos trabajando y seguimos trabajando y en la lucha contra las mafias, en el desbaratamiento y desarticulación de todas las mafias que ponen en riesgo las vidas de las personas que se lanzan al mar en las pateras y en los cayucos", ha afirmado. Al respecto, ha lamentado que a veces se olvidan también "las grandes tragedias y desgracias que ocurren como consecuencia de ese tráfico de inmigrantes irregular".

Por ello, ha apuntado que la Policía Nacional y la Guardia Civil trabaja "de forma intensa" en los países de origen de los migrantes donde "se desarticulan organizaciones mafiosas todos los días" evitando así "la salida de muchas personas y que corran ese riesgo".

"No hay ningún traslado a la península en los términos que se está indicando; los únicos traslados que ha habido han sido muy esporádicos por las circunstancias indicadas de vulnerabilidad de las personas y de que sean susceptibles de ser acreedoras de la protección internacional, no hay ninguna otra actuación", ha asegurado.

Preguntado por los periodistas sobre el número concreto de migrantes irregulares trasladados de Canarias a la península, el ministro no ha dado una cifra aunque ha insistido en que ha sido "muy limitado".

Por otro lado, ha destacado que "para garantizar la salud de los que vienen y de los que están aquí" a "todas" las personas migrantes que llegan por vía marítima se realizan pruebas PCR, por lo que "el colectivo que más seguridad da al día de hoy es el del migrante irregular que llega por vía marítima".

Al respecto, ha indicado que los migrantes irregulares que llegan por vía marítima y dan positivo en COVID-19 "son sometidos a la oportuna cuarentena, así como los que vienen con ellos y tienen contacto aunque no hayan dado positivo, con lo cual el control es absolutamente".

"Garantía plena de salud"

Grande-Marlaska ha criticado que se intente "unir al inmigrante irregular con la pandemia" cuando "ofrecen una garantía de salud plena en esos términos".

Por otro lado, cuestionado sobre la llegada este pasado miércoles de 16 inmigrantes a Valencia, algunos de ellos con pasaportes falsos y COVID-19, Grande-Marlaska ha insistido en que, si se han podido detectar" es porque "hay controles policiales".

"Lo que pasa es que cuando estamos dentro de España hay libertad de movimiento limitado con la cuestión del Estado de alarma pero no hay frontera en los términos de control de frontera exteriores, pero sí controles para garantizar que las normas del Estado de alarma se cumplen", ha apuntado.

Además, ha señalado que hay personas en situación irregular que no pueden ingresar en un CIE porque "no ha habido autorización judicial porque no se da la circunstancia concurrente y legal" que se encuentran en el sistema de acogida pero que pueden abandonar el mismo porque éste "no es coactivo".

No obstante, ha señalado que la pretensión de movimientos de Canarias a la península son evitados por los controles aleatorios establecidos para que se cumplan las normas del Estado de alarma no sólo por parte de las personas migrantes, sino también de, por ejemplo, "ciudadanos canarios que quieran venir a Madrid sin una causa justificada", es decir, "para todos los ciudadanos". Así ha recordado que estos controles no son sólo para los inmigrantes, sino para el "conjunto de la ciudadanía". "Esos son los controles que son necesarios y preciso establecer y los que se están estableciendo para garantizar que las normas del Estado de alarma y los confinamientos perimetrales se cumplen", ha opinado.

Xenofobia

Grande-Marlaska ha señalado que le "preocupa" que se hable de 16 identificados con pasaportes falsos y con algún positivo en COVID-19, cuando "también se puede detectar un positivo en personas con pasaportes totalmente regularizados, legales, pero que no tengan una razón justificada" para desplazarse.

"No me gusta que se una inmigración irregular, pandemia contagio", ya que, a su juicio, en esa suma hay que añadir el término "xenofobia", porque "a todos los migrantes irregulares que entran por vía marítima se les realiza una PCR, la garantía es plena". "Intentemos no unir conceptos que no tienen ninguna razón de ser y que no obedecen a un elemento o un dato objetivo", ha incidido.

Etiquetas
Publicado el
11 de diciembre de 2020 - 14:43 h

Descubre nuestras apps

stats