eldiario.es

Menú

La Biblioteca Insular de Gran Canaria se hace mayor

ABRIRá SUS PUERTAS ESTE MIéRCOLES

El edificio contará con 1.750 metros cuadrados más gracias a las obras de ampliación.

- PUBLICIDAD -

Tal y como adelantó en el mes de julio el consejero de Cultura del Cabildo de Gran Canaria, Larry Álvarez, la nueva Biblioteca Insular de Gran Canaria abrirá sus puertas este otoño.

DSC03656

DSC03656

La inauguración tendrá lugar este miércoles 27 de noviembre. La nueva Biblioteca Insular de Gran Canaria contará con una sala infantil más amplia y mejor dotada para atender a niños de distintas edades; con una nueva sala para investigadores con equipamiento informático y acceso a los archivos de los diferentes centros del Cabildo de Gran Canaria. La capacidad de custodia, conservación y gestión de fondos bibliográficos y documentales se amplía.

Otra de las novedades es un cambio en la entrada, que pasará al lateral del edificio que da a la calle Remedios. La biblioteca contará con nuevos espacios culturales y el uso de de las cubiertas exteriores como la azotea del edificio donde se llevará a cabo la segunda edición de Suculencias, donde la literatura, la música y la gastronomía se unirán para el deleite de los asistentes el día de la inauguración.

En cuanto al personal, desde el comienzo del proyecto todo estaba pensado para que fuera redistribuido. Jordi Permanyer, el Gerente de Servicios de Biblioteca de la Diputación de Barcelona, visitó Gran Canaria para asesorar al personal y se impartieron cursos sobre cómo mejorar la gestión de la biblioteca tras la remodelación.

Aunque la ampliación se demoró durante años, ya que, tras la compra del inmueble en el año 2000, el proyecto cayó en el olvido. Permaneciendo así durante los años de presidencia de José Manuel Soria en la Corporación insular.

En 2007, siendo presidente del Cabildo de Gran Canaria José Miguel Pérez y consejera de Cultura y Patrimonio Histórico y Cultural, Luz Caballero, se realizó una revisión al proyecto existente y se descubrió que no se ajustaba a la normativa urbanística del momento, por lo que se llevó a cabo un concurso público. El proyecto redactado por los arquitectos Carlos Díaz y Enric Torrent resultó ganador y la empresa Sacyr Vallehermoso fue la encargada de realizar la obra.

Esta ampliación formó parte del plan de obras que el Cabildo de Gran Canaria, siendo presidente José Miguel Pérez, llevó a cabo en el área de Vegueta Triana y que incluyó intervenciones en una veintena de edificios históricos para que recuperaran el uso cultural por parte de la ciudadanía.

La ampliación ha supuesto la incorporación de la casa de Doña Úrsula Quintana situada en la esquina de las calles Remedios y Muro. Lo que añade 1.750 metros cuadrados útiles al edificio original.

La trasera del edificio albergaba la tienda de ultramarinos La Florida, depósito de la fábrica Romeo y Julieta de la Habana. Rótulo que también ha sido restaurado recientemente.

En un primer momento, el proyecto se diseñó para que la biblioteca albergara la manzana entera, pero no se llegó a un acuerdo económico con los dueños del resto de establecimientos. Aunque el linde está preparado para que se pueda conectar sin problemas con los edificios colindantes.

Pero todavía queda trabajo por hacer, como la remodelación de la parte delantera del edificio.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha