eldiario.es

Menú

AENA denuncia el aumento "espectacular" de absentismo laboral de controladores

MADRID

El presidente de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), Juan Ignacio Lema, ha denunciado el aumento "espectacular" del absentismo laboral en las torres de control de Madrid-Barajas y del aeródromo de Alicante, una actitud "anómala" que el gestor aeroportuario "está dispuesto a investigar".

- PUBLICIDAD -

MADRID, 1 (EUROPA PRESS)

Recurso de una torre de control con un avión

Recurso de una torre de control con un avión

El presidente de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), Juan Ignacio Lema, ha denunciado el aumento "espectacular" del absentismo laboral en las torres de control de Madrid-Barajas y del aeródromo de Alicante, una actitud "anómala" que el gestor aeroportuario "está dispuesto a investigar".

Concretamente, señaló que el absentismo en la torre de Alicante llega al 30% y que actualmente están de baja siete trabajadores de los 21 que componen la plantilla. La misma tendencia se sigue en Madrid-Barajas, donde también ha aumentado el absentismo de manera considerable, por lo que AENA podría abrir una investigación "y tomar medidas".

Durante su comparecencia ante la Comisión de Fomento de la Cámara Alta a petición del Grupo Popular, Lema informó de que AENA ha remitido al colectivo "por activa y pasiva" su disposición a negociar el convenio dentro de los límites de la legalidad y del marco establecido por la nueva ley de tránsito aéreo.

En su opinión, el colectivo de controladores "tendría que hacer un esfuerzo de mentalización de que la situación jurídica ha cambiado" y asumir que hay que negociar dentro de lo que marca la ley.

Así respondió a las críticas del Grupo Popular, que habló de la existencia de una "presión innecesaria" sobre el colectivo y de un clima de estrés y "revanchismo". Aseguró que toda la negociación se ha realizado dentro de un "clima de diálogo".

"El día en que el Gobierno aprobó el Real Decreto envié una carta a cada controlador y al sindicato manifestando la voluntad de dialogar respetando el marco jurídico. Estamos dispuestos a negociar sin condiciones dentro del marco legal", aseveró, recordando que la Audiencia Nacional, fue contundente en su sentencia al considerar que la nueva ley no vulnera la Constitución.

Así recordó que uno de los puntos de fricción en las negociaciones es el pago del complemento de 33.000 euros en las nóminas de los controladores, que no puede hacerse efectivo hasta que no se llegue a un acuerdo, aspecto que no ha sido asumido por el colectivo que pretende que se incluya dentro del pago de las horas ordinarias de trabajo, "lo que va en contra de la ley".

Respecto a la polémica existente en el colectivo sobre los denominados 'servicios exprés', Lema recordó que sólo se cubren el 0,2% de los servicios de control con este mecanismo y recalcó que se trata de una figura que solo se aplica cuando falta el controlador y su imaginaria. "No se puede dejar el servicio sin cubrir", señaló Lema, quien, no obstante se mostró a favor de buscar alternativas para cubrir el servicio.

NO HAY "REVANCHISMO".

Lema aseguró que en cuanto el mecanismo de fijación de turnos y de condiciones de trabajo y descansos, AENA está llevando "el más estricto control de legalidad" y recordó que de la jornada establecida, de 1.630 horas, incluye 48 horas para asuntos propios, diez horas para revisión psicofísica y 60 horas de formación. Además, como consecuencia de los cambios de destino los controladores afectados pierden unos seis meses de trabajo lo que reduce aún más la media de horas trabajadas.

Calificó de "suficiente" la retribución media de los controladores tras la aplicación de la ley y lamentó que algunos miembros del colectivo señalara recientemente que es "insuficiente" para subsanar los gastos corrientes, ya que según recordó, la cuantía asciende a cerca de 200.000 euros anuales.

"Estamos viviendo el cuento de la princesa y el guisante,", recalcó Lema, quien reiteró que AENA "no tiene ánimo de persecución ni de demonización" del colectivo de los controladores, que es "vital" para el funcionamiento de la navegación aérea,. "Es un colectivo serio aunque discrepamos con el comportamiento de su sindicato", concluyó.

Con respecto a las negociaciones, se mostró esperanzado en que pueda dar impulso a las mismas la elección de un nuevo comité negociador por las elecciones que celebra la Unión Sindical de Controladores Aéreos el próximo 18 de junio. "No hay revanchismo ni presiones innecesarias por parte de AENA, sino una actitud abierta y clara hacia el diálogo", insistió.

Precisamente este martes, controladores y representantes de AENA se sentarán a la mesa, en el segundo encuentro tras la sentencia de la Audiencia Nacional a favor del ente público, y con el rechazo al suplemento que ofrece la empresa y los servicios 'express' como principales escollos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha