eldiario.es

Menú

DIRECTO Hacia el 21D

El Gobierno no cree que la huelga de De Juana dificulte el proceso de paz

EL DIÁLOGO SÓLO DEPENDE DE LA VOLUNTAD DE ETA DE DESARMARSE

- PUBLICIDAD -

El Gobierno afirma que el proceso de paz depende solo de la voluntad de ETA de abandonar las armas y no de una sentencia, mientras distintos partidos creen que la condena impuesta a José Ignacio de Juana Chaos y la huelga de hambre que el preso asegura que llevará "hasta el final" suponen una "dificultad" añadida.

La marcha del proceso "no depende de una sentencia", aseguró este miércoles el presidente José Luis Rodríguez Zapatero, quien, tras admitir que puede haber factores que lo dificulten, dijo que lo fundamental es la voluntad de dejar las armas de la organización terrorista. Zapatero también aseguró que no dará "ningún paso" hasta que esa voluntad quede acreditada de modo inequívoco.

Desde el Consejo General del Poder Judicial, su portavoz Enrique López, confió en que Rodríguez Zapatero no pretenda "poner al Poder Judicial al servicio de un proceso político".

Libertad del preso de ETA "sin ningún tipo de condición"

Para la asociación de apoyo a los presos de ETA Askatasuna, en cambio, la puesta en libertad de Juana Chaos es la condición "mínima" para que el proceso de paz se desarrolle. Dirigentes de esta formación abertzale pidieron este miércoles en San Sebastián la "inmediata" puesta en libertad del preso de ETA "sin ningún tipo de condición".

La Audiencia Nacional condenó este miércoles al preso etarra José Ignacio de Juana Chaos a doce años y siete meses de prisión por un delito de amenazas terroristas en relación con dos artículos publicados en 2004 en el diario Gara y titulados El escudo y Gallizo. Los jueces consideran que ambos artículos, en los que se menciona a diferentes responsables penitenciarios, entre ellos la directora de Prisiones, Mercedes Gallizo, constituyen una "acción típica de 'señalamiento' o 'marcaje' de personas concretas y determinadas.

La Audiencia Nacional sostiene que De Juana es "miembro activo" de ETA y que "en ningún momento ha mostrado ni arrepentimiento ni intención de resocialización", "lo que hace aún más creíble" las amenazas terroristas que dirigió contra cinco responsables de prisiones y un magistrado en Gara. Tras conocer la nueva condena, De Juana Chaos retomó el pasado martes la huelga de hambre que había abandonado el pasado 8 de octubre tras 63 días de ayuno, comunicó a la prisión de Aranjuez (Madrid)que no quiere recibir ninguna visita para que no se diga que recibe alimentos, y advirtió de que llegará "hasta el final".

Para el PP, la huelga de hambre que ha iniciado se debe a que el terrorista "se siente fuerte" y advierte "debilidad en la actitud del Gobierno a la hora de actuar en las exigencias que pide el Estado de Derecho", según manifestó el secretario general del Partido Popular vasco, Carmelo Barrio.

"No es una partida de mus"

Por su parte, el ministro de Justicia, Juan Fernando López Aguilar, consideró que la sentencia condenatoria es "congruente" con la posición del Ministerio Fiscal y ha sido dictada por el Poder Judicial con "independencia".

También se refirió al proceso de paz el lehendakari, Juan José Ibarretxe, quien abogó en Hernani (Guipúzcoa) por abandonar la "tentación permanente de volver al pasado destructivo" para construir el futuro, ya que "un proceso de paz no es una partida de mus en la que cada uno alardea de órdago en órdago para tratar de avanzar". En la misma localidad, el consejero vasco de Justicia, Joseba Azkarraga (EA), consideró que tanto la condena a De Juana Chaos como el pronunciamiento del Tribunal Supremo sobre el "caso Atutxa" son decisiones "políticas" que suponen un "escollo" para el llamado proceso de paz en Euskadi.

Por su parte, el secretario general del PSE-EE de Guipúzcoa, Miguel Buen, destacó que la condena al preso de ETA es "la sentencia más dura dictada por un delito de amenazas hasta ahora en los tiempos de democracia" y opinó también que la nueva huelga de hambre "no beneficiará" en nada al proceso de paz, aunque el dirigente socialista afirmó desconocer hasta qué punto puede perjudicarlo. Desde el PNV, el portavoz del partido en el Congreso, Josu Erkoreka, consideró que las última resoluciones judiciales en torno al caso Atutxa y la condena a De Juana "evidentemente" no van a ayudar al proceso de paz: "Se empieza a notar demasiado que la judicatura quedó colonizada por el PP y sigue colonizada".

Para Ezker Batua Berdeak, la huelga de hambre emprendida por De Juana Chaos "introduce un elemento de inquietud" en el avance del proceso de pacificación. Para el vicecoordinador de Aralar, Mikel Basabe, es una "aberración jurídica" la condena de 12 años y 7 meses de cárcel contra Iñaki de Juana Chaos.

También el sindicato ELA denunció la "inquinidad" y la "desproporción" que a su juicio supone la condena contra Iñaki de Juana Chaos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha