eldiario.es

Menú

Fitch rebaja la calificación de Canarias y de otras 7 comunidades

LONDRES

La agencia de calificación crediticia Fitch Ratings ha recortado la calificación de la Comunidad Autónoma de Canarias, al tiempo que lo ha hecho con otras siete comunidades autónomas españolas, según informó la agencia en un comunicado.

- PUBLICIDAD -

LONDRES/CANARIAS, 31 (EUROPA PRESS)

La agencia de calificación crediticia Fitch Ratings ha recortado la calificación de la Comunidad Autónoma de Canarias, al tiempo que lo ha hecho con otras siete comunidades autónomas españolas, según informó la agencia en un comunicado.

En concreto al archipiélago le baja tres escalones desde 'A' a 'BBB' en la calificación de su deuda a largo plazo, mientras que en la de corto plazo lo hace desde 'F1' a 'F3'.

La perspectiva que aplica es negativa y la causa principal es, según ha explicado con carácter general, el deterioro de la situación económica española.

En el caso de las comunidades con un descenso mayor, explica que se debe al reflejo de las dificultades de refinanciación en 2012 y su entorno económico "más debil" que el nacional que, en su opinión, "retrasará su recuperación financiera".

Además, explica que en el caso de Canarias su calificación no ha sido pedida por la Comunidad, sino que se trata de un análisis que hace de cara al interés de sus clientes.

También analiza la sociedad pública Viviendas Sociales e Infraestructuras de Canarias SA (Visocan), a la que rebaja su calificación a largo plazo desde 'A-' a 'BBB' con perspectiva negativa, debido a su relación crediticia directa con la comunidad autónoma.

Fitch ha recortado también la nota de otras siete comunidades autónomas españolas y ha mantenido sin cambios la de Castilla-La Mancha, debido con carácter general a los problemas de la economía española y a los "considerables esfuerzos adicionales" que tendrán que hacer para reducir sus déficits.

En concreto, Fitch ha rebajado en tres escalones los ratings de Andalucía, Canarias y Murcia, en dos escalones los de Asturias, País Vasco, Cantabria y Cataluña, cuya nota está ya a un peldaño del bono basura, y en un escalón el de la Comunidad de Madrid.

"Esta acciones de rating reflejan el negativo entorno económico y de mercado en España, que se ha traducido en unos bajos ingresos fiscales, así como los déficits fiscales estructurales de las regiones, que requerirán un considerable esfuerzo adicional para ser reducidos, y las dificultades para acceder a financiación a largo plazo", explica.

"PASOS POSITIVOS"

Por otra parte, ha tenido en cuenta el "paso positivo" que supone la Ley de Estabilidad Presupuestaria para inculcar la disciplina presupuestaria en las regiones, así como los "significativos esfuerzos" que las comunidades deben hacer para cumplir sus objetivos de déficit.

El tercer aspecto que ha tenido en cuenta es la aprobación por parte del Gobierno central de los planes económicos y financieros de 16 de las 17 comunidades, y cree que el aplazamiento a Asturias no es de momento motivo de preocupación. Así, apunta que, pese a la reducción del gasto, las autonomías seguirán registrando un balance operativo negativo en 2012 y critica que hasta la fecha se han tomado muchas medidas de austeridad y solo "limitadas" reformas estructurales.

Por último, cree que las regiones se enfrentan a una "significativa presión" en su financiación este año, ya que gran parte de su deuda vence en la segunda mitad de 2012. Fitch señala que el Gobierno central está buscando activamente formas de facilitar liquidez a las comunidades, así como instrumentos para facilitar su financiación a largo plazo.

APOYO DEL GOBIERNO

Tras la revisión al alza de los déficits de las comunidades autónomas de 2011, cree que el objetivo de alcanzar el 1,5% del PIB en 2011 sigue siendo "complicado", aunque cree que es posible alcanzarlo gracias a una reducción de la inversión en capital más que por las reformas estructurales. Además, opina que también dependerá de la voluntad del Gobierno central de implementar la ley de estabilidad presupuestaria.

Por otro lado, la agencia añade que el rating intrínseco de las regiones más débiles podría ser inferior al actual, pero reconoce que las medidas de control y vigilancia introducidos por el Ejecutivo central y el hecho de que el servicio de deuda sea un gasto prioritario les ayuda a mantener el grado de inversión.

Sin embargo, Fitch apunta que seguirá vigilando la capacidad y la continuada voluntad del Gobierno central para apoyar y controlar las finanzas regionales y advierte de que un empeoramiento de este apoyo supondría nuevas rebajas de rating.

En el caso de las rebajas de tres escalones de Andalucía, Murcia y Canarias, explica que obedece a las grandes presiones de refinanciación a las que se enfrentan este año y a que su entorno económico es "más débil" que la media nacional, lo que retrasará su recuperación económica.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha