eldiario.es

Menú

Nueva Canarias 'ayuda' al PP a retractarse de vetar la reforma electoral en las Cortes

CC y ASG se quedan solos ante el mandato parlamentario de permitir que el proceso se haga en paralelo en Canarias y Madrid

El PSOE asegura que "ya sabemos hasta dónde está dispuesta a llegar CC para frenar su decadencia y lo tendremos en cuenta"

- PUBLICIDAD -
El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo (i), saluda al presidente del grupo Popular, Asier Antona

El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo (i), saluda al presidente del grupo Popular, Asier Antona EFE/Cristóbal García

"Hemos ayudado al PP a convencerse de que debía cambiar de opinión", ha asegurado a Canarias Ahora el líder de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, tras el anuncio efectuado por la portavoz del Grupo Popular en el Parlamento de Canarias, Australia Navarro, de retirar de su propuesta de resolución conjunta (pactada con Coalición Canaria y la Agrupación Socialista Gomera) la amenaza paralizar la reforma del Estatuto de Autonomía en las Cortes si existía una "modificación sustancial" en los artículos referidos al sistema electoral.

De esta manera escueta e irónica, Rodríguez dejaba entrever que  el cambio de actitud de los conservadores canarios era un efecto de la necesidad que tiene el presidente Mariano Rajoy del voto de NC para sacar adelante los Presupuestos del Estado de 2017. El propio líder de NC ya adelantaba el miércoles que el texto de la resolución  "enturbiaba" las negociaciones en Madrid.

"Lo hemos hablado con los portavoces de CC y ASG y vamos a retirar los puntos 2 y 3, porque lo que el PP quiere es garantizar que no haya ninguna reforma electoral que se haga al margen de este Parlamento", aseguraba Navarro desde la tribuna durante su intervención en el último día del debate.

La portavoz conservadora, que ha recordado que "el PP es el más perjudicado" por el actual sistema, ha insistido en que "no paralizamos la reforma electoral, lo que exigimos es que se haga en este Parlamento".

Y tanto han cambiado los conservadores de actitud que incluso han apoyado la resolución de NC (no votada por CC y ASG) por la que se reconoce que los trabajos que se están llevando a cabo en la Comisión sobre la reforma electoral lo son "sin menoscabo de la oportunidad para avanzar en el mismo sentido en la tramitación de la reforma del Estatuto de Autonomía que actualmente se encuentra en el Congreso de los Diputados”.

Una modificación, en suma que concluirá "con una propuesta de modificación" del sistema electoral  "que permita reducir las actuales barreras de acceso, que mejore la proporcionalidad entre los votos conseguidos por cada fuerza política y los escaños parlamentarios asignados y que esté en vigor para el año 2019".

Historia oscura

La propuesta de NC contó además con los votos del PSOE y de Podemos (un total de 39 escaños frente a los 21 de CC y ASG), pues el portavoz socialista, Ignacio Álvaro Lavandera, dijo que ese "Pacto de Protección del Sistema Electoral pasará a la historia más oscura de Canarias".

"Ese pacto ponía de rodillas al PP frente a CC, y celebramos que hayan recuperado la cordura en el último momento. Ahora ya sabemos hasta dónde está dispuesta a llegar CC para frenar su decadencia, y lo tendremos en cuenta", insistió Lavandera.

Y es que el portavoz socialista afirmó que."no vamos a permitir un nuevo chantaje al desarrollo autonómico de Canarias como los que hicieron en 1996 y 2007 ni que el sillón de ninguna consejería se anteponga al interés de nuestra tierra".

Los polémicos puntos retirados por el PP hacían referencia a que cualquier cambio en el artículo 37  y la Disposición Transitoria del texto del nuevo Estatuto pactado entre CC y el PSOE y remitido al Congreso para su aprobación, sería considerado una "modificación sustancial" y, por tanto, en virtud del artículo 64.2 del vigente Estatuto aprobado en 1996, el Parlamento canario podría "retirar la propuesta de reforma estatutaria", como ya sucedió en 2007.

De facto, la propuesta impedía que en el Congreso los socialistas pactaran con NC, Podemos y Ciudadanos (C's) una modificación que vaya más allá de lo que los nacionalistas ya han atado con el PSOE: rebajar las barreras insular y regional al 15 por ciento y al 3 por ciento, la posibilidad de que exista una lista regional y que ninguna isla con menos población tenga más diputados que una con más residentes, como pasa con La Palma y Fuerteventura.

Una amenaza

Durante el debate, el diputado de NC Luis Campos felicitó al PP por su cambio de actitud porque "lo que planteaban era una amenaza, y me alegro que acepten retirarla. Equivocarse es fácil, y felicitamos al PP porque rectificar es difícil, y lo ha hecho".

El portavoz de NC en el debate sobre las resoluciones insistió en que "no entendíamos el cambio de postura del PP canario, estamos ante una oportunidad histórica para cambiar el sistema electoral dando un salto en calidad democrática".

También recordó que "nadie plantea que la reforma electoral no se apruebe en Canarias, pero tampoco dar de lado a la oportunidad de que en el Estatuto, en tanto no se apruebe la Ley, se incluya que la modificación estará vigente en 2019".

Campos ha asegurado que el propio portavoz de CC, José Miguel Ruano, ha estado "por dos veces" de acuerdo en la Comisión sobre la reforma electoral, en bajar las barreras electorales, que el sistema sea más proporcional y que el mismo esté vigente en los próximos comicios. "De Ruano me fío, pero la historia es la historia", dijo el diputado de NC.

Por su parte, Ruano ha insistido antes de empezar la sesión plenaria del jueves que la modificación del sistema electoral tiene que hacerse en Canarias, “permitiendo que la Comisión de Estudio constituida al efecto termine su trabajo” con una propuesta de consenso entre los grupos “que permita en 2019 tener un nuevo sistema electoral”.

“Vamos a retirar los puntos que se refieren a la modificación con alcance sustancial, que implica la devolución del Estatuto al Parlamento, en aras de que esta reforma no se convierta en el eje del Debate de la Nacionalidad, que debe centrarse en mejorar el funcionamiento de los servicios públicos", ha concluido.

Por último, Casimiro Curbelo (ASG) afirmó que "el debate sobre la reforma electoral se debe producir en esta Cámara, en la Comisión unánime aprobada por el Parlamento, dejemos que sea esa Comisión la que haga el trabajo".

"En aras al consenso, hemos retirado los puntos 2 y 3", concluyó el líder de ASG.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha